Los sindicatos piden al SES que contrate a más personal para tener las 35 horas

Personal del SES atiende a un paciente en el Hospital Infanta Cristina de Badajoz. :: /HOY
Personal del SES atiende a un paciente en el Hospital Infanta Cristina de Badajoz. :: / HOY

Exigen también el cómputo anual de la jornada para todos y que se abone el tiempo que exceda de la nueva jornada presencial

Ana B. Hernández
ANA B. HERNÁNDEZ

A falta de diez días para que el personal del SES empiece a trabajar cada semana 35 horas presenciales en Extremadura, en lugar de las 37,5 actuales impuestas en el conjunto país, no hay acuerdo entre sindicatos y Administración sobre cómo llevar a la práctica esta llamada flexibilización horaria.

Más información

El consejero de Sanidad y Políticas Sociales, José María Vergeles, garantizó este miércoles que los cerca de 17.000 trabajadores del SES se beneficiarán desde el 1 de octubre de una medida, cabe recordar, que desde hace un año disfrutan los empleados público de la Administración General de la Junta y que significa trabajar 35 horas semanales de forma presencial, en los centros de trabajo por tanto, y las 2,5 que faltan hasta completar la jornada laboral de 37,5 horas dedicarlas a otras tareas.

«Estamos hablando de flexibilización horaria, no estamos hablando de 35 horas. Flexibilización horaria significa 35 horas de trabajo presenciales y las otras dos horas hay que recuperarlas con trabajo que tiene que ver con protocolos de actuación, con protocolos de seguridad, con elaboración desde casa de determinados proyectos de higiene y salud», detalló Vergeles.

El consejero expresó antes de que terminara la Mesa Sectorial de Sanidad su deseo de que discurriera por un «terreno adecuado», porque cree «necesario recuperar ese derecho de los trabajadores».

Sin embargo, lo cierto es que Administración y sindicatos no cerraron ningún acuerdo sobre cómo aplicar la flexibilización pactada por la Junta con CSIF, UGT y CCOO el pasado junio. Porque ni estos tres sindicatos ni los otros tres profesionales –Simex, Satse y Usae–, creen suficientes que con un centenar de contratos, como ha anunciado el SES, puedan llegar las 35 horas semanales presenciales a la sanidad pública extremeña.

«Es una cifra claramente insuficiente; entendemos que, como mínimo, hay que hablar de entre 150 y 200 nuevos contratos», señaló Felipe Bachiller, de UGT.

«No solo son insuficientes 100 contratos, sino que además de incrementar el número se tiene que detallar de qué categorías estamos hablando, cuál es su distribución», añadió Emilia Montero, de CSIF.

«Ni en el caso de que los 100 contratos fueran para Enfermería estaríamos a favor; llevamos desde 2012 diciendo que en la región se necesitan más de 400 enfermeros», ahondó Damián Cumbres, de Satse.

Además, todas las centrales consideran que el número de contrataciones que finalmente tendrá que asumir el SES irán más allá del centenar no solo para implantar la nueva jornada presencial, que exigen que tenga un cómputo anual en todos los casos, sino también para atender las consecuencias de su aplicación.

Los trabajadores que hagan el turno de mañana deberán hacer al año 1.519 horas y trabajarán de 8 a 15 horas. Los del turno rotatorio, 1.484 horas, lo que supone que trabajarán cuatro días menos al año que ahora; y los del turno nocturno, 1.450 horas, tres noches menos al año que en la actualidad.

«En definitiva, nuevos días que se les van a deber, más los que ya llevan acumulados y que tendrán que coger, por lo que el SES deberá contratar bastante personal con el que hacer las sustituciones», explica Damián Cumbres.

Pero más allá de los contratos, los sindicatos exigen que se pague la media hora que va desde las 15 horas, cuando acaba un profesional su turno de mañana, hasta las 15.30 horas, que es cuando empieza la atención continuada en Primaria y las guardias en Especializada.

«Queremos un documento que aclare que la Junta es la responsable de que se hagan 35 horas»

«Es que si esta media hora no se abona significa que algunos trabajadores, que tendrán que cubrir esa media hora, no podrán hacer las 35 horas presenciales como otros, y esto no es lo que prometió el presidente Fernández Vara», aclara Emilia Montero.

«Hay que abonar esa media hora y el tiempo que sobrepase cualquier trabajador de cualquier categoría las 35 horas semanales presenciales», defiende Francisca Gómez, del sindicato CCOO.

Seguridad jurídica

Por eso, porque aún quedan flecos pendientes por negociar, sindicatos y SES no cerraron el acuerdo sobre cómo aplicar la flexibilidad horaria en Sanidad. Ambas partes se han emplazado a un nuevo encuentro el próximo miércoles. Una reunión en la que los sindicatos profesionales, los sanitarios propiamente dichos que representan a médicos, enfermeros, matronas, fisioterapeutas y auxiliares de enfermería, exigen que se presente un documento «en el que quede claro que es la Administración la que permite a los trabajadores realizar 35 horas presenciales a la semana porque, en caso contrario, los profesionales estarán en un situación de clara inseguridad jurídica», afirma Damián Cumbres.

El coordinador autonómico de Satse argumenta que «en Función Pública se desconecta un ordenador y no pasa nada, se vuelve a conectar a la mañana siguiente; en el SES no se puede desconectar al paciente». Por eso deja claro que Simex, Satse y Usae no respaldarán ninguna fórmula de aplicación que no dé garantía jurídica y que haga posible que las 35 horas semanales presenciales sean reales. «Se necesita dinero para pagar la media hora y para hacer más contrataciones; si no, lo que se vende es humo, estafa y timo», dice. «No se pueden hacer 35 horas a costa del compañero como está ocurriendo en el Sepad, donde el absentismo ha crecido un 20% porque la gente ya no puede más», zanja Cumbres.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos