Hoy

El juicio del caso Feval tendrá lugar en Mérida del 22 al 25 de mayo

José Luis Viñuela, en una imagen tomada en 2012.
José Luis Viñuela, en una imagen tomada en 2012. / HOY
  • La Fiscalía solicita penas de ocho a 21 años de prisión para Juan Francisco Cerrato, José Villa y José Luis Viñuela por su gestión

Ya hay fecha para la celebración del juicio de uno de los escándalos de corrupción política más graves de los últimos años en Extremadura. La Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Badajoz, con sede en Mérida, acogerá del 22 al 25 de mayo la vista oral por el llamado caso Feval.

La acusación se dirige contra José Luis Viñuela, exdirector general de la institución ferial, quien también fue alcalde de Don Benito por el PSOE y diputado autonómico. Asimismo, se piden penas de prisión para Juan Francisco Cerrato, quien fue administrador, y José Villa, subdirector durante la misma etapa.

El fiscal pide entre 18 años y medio y 21 años y medio de cárcel para José Luis Viñuela (dependiendo del artículo que se le aplique), nueve años y medio para José Villa y entre ocho y medio y once y medio para Juan Francisco Cerrato. A estas penas se añaden peticiones de inhabilitación para cargo público para todos ellos. La acusación pública aprecia delitos que van desde la malversación de caudales públicos a la falsificación documental y la prevaricación.

En cuanto a la acusación particular, el PP de Extremadura solicita para los tres exdirectivos 27 años y siete meses de cárcel, ya que, además de los citados, considera que se produjo un delito de organización criminal. Por último, Feval pide penas que van de nueve años y medio de cárcel para Cerrato y Villa a 19 años para José Luis Viñuela.

La investigación sobre supuestos delitos en la gestión de la institución ferial, situada en Don Benito, se inició con la llegada del popular José Antonio Monago al gobierno regional en mayo de 2011. La Junta dio a conocer una auditoría realizada meses antes, durante el primer mandato del socialista Guillermo Fernández Vara, en la que se recogían numerosas irregularidades.

La documentación se entregó al juzgado y en noviembre de 2011 tuvieron lugar registros policiales en la entidad. Pero el caso tomó un nuevo cariz cuando la Unidad de delincuencia económica y fiscal de la Policía Nacional (Udef) acudió a Don Benito en mayo de 2013, detuvo a los tres implicados y registró sus viviendas.

Fueron puestos en libertad sin fianza, pero la investigación policial y judicial continuó. Tras el cierre de la instrucción, la Fiscalía asumió las investigaciones de la Udef y pidió fuertes penas de cárcel e inhabilitación en un escrito de acusación que recogió con detalle los hechos que serán enjuiciados.

De la caja a los contratos

Una de las irregularidades alude a la gestión de la caja en la que se guardaba dinero en efectivo, que estaba bajo la responsabilidad de Juan Francisco Cerrato. Según el fiscal, no se firmaban justificantes de las entradas y había cantidades que desaparecían, lo que produjo un descuadre de 181.914 euros en las cuentas.

José Luis Viñuela, que fue director general de Feval desde 1985 hasta su despido en 2012, es acusado también por el fiscal de haber disfrutado de un chófer y asistente personal pagado por la institución entre 2007 y 2010, a pesar de que ese puesto no existía en la relación de empleos de la entidad. Además, jardineros y peones que estaban en nómina en la institución trabajaban de manera periódica en una finca propiedad de Villa y Viñuela.

La acusación pública también menciona el amaño y troceo de contratos, la prórroga del servicio de limpieza durante diez años o el encargo de trabajos a una empresa sin concurso ni expediente.