La fiesta de los extremeños comprometidos con su tierra

Lleno absoluto en el patio de butacas del Palacio de Congresos./
Lleno absoluto en el patio de butacas del Palacio de Congresos.

La princesa Nora de Liechtenstein, el cocinero José Pizarro, la nadadora Fátima Gallardo y la Semana Santa de Cáceres ya forman parte de la familia de Extremeños de HOY

ÁLVARO RUBIOBadajoz

"Esta es la noche más importante de este medio de comunicación, cien por cien extremeño, cien por cien comprometido con esta tierra. Es una noche que es, sin duda, el acto más importante del año para la sociedad civil de Extremadura, para las asociaciones, para los empresarios, para el mundo del arte y de la cultura, para los ciudadanos anónimos que, en definitiva, son el verdadero público del Diario HOY: sus lectores". Con estas palabras, el periodista madrileño Goyo González, empezó el jueves, 27 de noviembre, la gala de la vigesimosexta edición, patrocinada por Iberdrola, de los premios Extremeños de HOY, los galardones que concede anualmente la redacción de este periódico entre las personas de la región que destacan en el desarrollo de su actividad.

más información

En esta ocasión, el Palacio de Congresos de Cáceres, lugar donde se celebró el evento, se vistió con sus mejores galas para poner en valor nuestra tierra, para saborearla, para sumergirse en ella y, en definitiva, para sentir la pasión por Extremadura. Y es que los protagonistas de este año ponen en práctica esas acciones a la perfección. Ellos son la aristócrata vinculada a la defensa de la dehesa extremeña, Nora de Liechtenstein; el cocinero de la pequeña localidad cacereña de Talaván y afincado en Londres, José Pizarro; la nadadora pacense campeona de España de 50 metros libre, Fátima Gallardo, y la Semana Santa de Cáceres, fiesta de interés turístico internacional.

Ellos han hecho que el nombre de la región se conozca más allá de las fronteras extremeñas, se han convertido en embajadores de una comunidad autónoma que, como dijo el presentador de la gala, tiene personas y vida que se conocen gracias a HOY. «Este diario es su verdadero altavoz», destacó González.

Y con esa expresión se refirió a todos. No quiso olvidarse de ninguno. «A veces parece que solo pasan cosas importantes en Badajoz, Mérida, Cáceres, Plasencia o Don Benito, por citar algunos sitios. Pero no, eso no es verdad. Y ahí está de nuevo el Diario HOY, para que ningún lugar de Extremadura, por pequeño que sea; para que ningún extremeño, por alejado que esté; sienta que sus cosas pasan desapercibidas, que no tienen valor para el resto», concluyó.

Lo hizo antes de dar paso al director de HOY, Ángel Ortiz, que ante todo dio las gracias a los que han hecho, hacen y harán este periódico. «Gracias a los lectores. Ellos dan sentido a nuestro trabajo», añadió.

También aludió al título de Capital Gatronómica 2015 otorgado a Cáceres. «En HOY nos hemos alegrado y es un reconocimiento que deberíamos aprovechar en toda Extremadura».

Tras sus palabras, en las que no faltaron elogios a la ciudad de Cáceres, subió al escenario la alcaldesa de la capital cacereña, Elena Nevado. Empezó su discurso invitando a todos a conocer la ciudad y se refirió a los premiados de la noche como ejemplo de esfuerzo, ilusión y sacrificio. «Son personas que aman su tierra, que construyen la nueva Extremadura y que abren nuevas sendas para que caminen otros por ellas», concluyó la edil.

Entrega de premios

Nora de Liechtenstein, José Pizarro, Fátima Gallardo y la Semana Santa de Cáceres pasan a formar parte de la lista de personalidades, entidades y fundaciones que cuentan con la encina cúbica, obra del pacense José Luis Hinchado.

Ellos comprobaron los siete kilos que pesa la escultura. La primera en hacerlo fue Nora de Liechtenstein. La periodista de HOY, Ana Belén Hernández, le entregó el galardón. «Pesa tanto como una encina de verdad», bromó Nora tras recoger el galardón. Con esa expresión hizo un guiño al motivo de su reconocimiento. El 11 de junio de 1988 se casó con Vicente Sartorius y Cabeza de Vaca, marqués de Mariño, y adquirió Valdepajares del Tajo, una finca de 280 hectáreas ubicada en el municipio cacereño de Peraleda de la Mata, junto a Navalmoral. Desde entonces no ha parado de defender la dehesa extremeña. «Respetar la riqueza de nuestra tierra es respetar al hombre que vive en ella», destacó durante su intervención.

Tras ella, le tocó al turno a José Pizarro, quien se subió al escenario después de la presentación que hizo el periodista Luis Anarte. «Extremadura está muy presente en todo lo que hago», confesó el cocinero de la pequeña localidad de Talaván, quien ante la emoción no pudo evitar leer lo que llevaba escrito en un folio. El cacereño, afincado en Londrés, ha conquistado el paladar de los británicos con sabores extremeños, esos de los que no se olvida. Nunca deja atrás sus raíces. De hecho, el premio se lo dedicó a su madre. Ella es la que le ha enseñado el significado de la palabra sacrificio, reconoció en el cóctel.

La que también sabe muy bien lo que significa sacrificarse es la nadadora pacense Fátima Gallardo. Ella en 2010 se proclamó campeona infantil en Madrid y cuatro años después causó sensación al convertirse en la primera mujer de la historia de este deporte en España que baja de los 55 segundos en los 100 metros libres. Se coló en la final del Europeo y lo hizo como la más joven de todas las deportistas que compitieron por el oro. Un mes antes había sido doble campeona de España (50 y 100 metros). El pasado jueves, consiguió un éxito más. «Fátima nació para ser Extremeña de HOY», destacó el periodista Manuel Núñez cuando presentó a la joven de 17 años.

«Todos esos logros se los debo a mi equipo técnico, a todos los profesionales que me rodean y a mi Club Natación Badajoz. También a mi familia, a mi madre, a mi padre y a mi hermano. Ellos son los artífices de mi desarrollo como persona y deportista», dijo tras recoger el premio.

Finalmente, el último en recibir el galardón fue José Manuel Martín Cisneros, presidente de la Unión de Cofradías Penitenciales. Lo recogió en nombre de todos los que hacen grande la Semana Santa de Cáceres, la única fiesta de la región que es de interés turístico internacional. «Se lo dedico a todos los cacereños», dijo muy agradecido ante la atenta mirada de unos 600 espectadores. Y es que la del pasado jueves fue una de las ediciones con mayor número de asistentes de la historia de estos premios.

El patio de butacas del Palacio de Congresos de Cáceres se llenó y en él se pudieron ver muchas caras conocidas del mundo empresarial, político, periodístico, deportivo y cultural, entre otros ámbitos. La que faltó fue la del presidente de la Junta de Extremadura, José Antonio Monago. No es la primera vez que un dirigente autonómico falta a esta gala. «También Ibarra faltó a las ediciones de 1995, 1996 y 1997», recordó Ortiz tras explicar que a esa hora aún se celebraba pleno en la Asamblea.

Los que sí se dejaron ver fueron algunos de los premiados en ediciones anteriores. Fue el caso de Maritina Guisado y Luis Acha, quienes están al frente de Mercedes Calles-Carlos Ballesteros, una fundación que se ha convertido en el paradigma de filantropía privada con iniciativas generosas hacia la cultura y que fue reconocida como Extremeña de HOY en 2011, junto al artista Huecco, el ilustrador Fermín Solís y el rejoneador Leonardo Hernández.

También quiso recordar momentos vividos Francisco de Jesús Valverde Luengo, maestro, medalla de Extremadura y, ante todo, una persona generosa. Desde hace más de 30 años se implica en la integración de las personas con discapacidad intelectual, labor que valora esta diario y, por eso, entre otros aspectos, es Extremeño de HOY.

Al finalizar la ceremonia, después de las fotografías de rigor, los premiados, sus familias, las autoridades asistentes, los periodistas del Diario HOY, el conductor de la gala, los responsables de la organización y los invitados al acto compartieron un cóctel en una de las salas del Palacio de Congresos. En su elaboración participó la Asociación de Cocineros y Reposteros de Extremadura, los mismos que se han implicado en la elección de la ciudad como Capital de la Gastronomía. Con sus elaboraciones dejaron claro que estos premios tienen sabor cien por cien extremeño.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos