Un jurado juzgará al yerno del expresidente de la CAM por el asesinato de su suegra

Miguel López, conducido a prisión en febrero de 2017 después de declarar ante el juez que investiga el asesinato de su suegra, María del Carmen Martínez, víuda del expresidente de la CAM./EFE
Miguel López, conducido a prisión en febrero de 2017 después de declarar ante el juez que investiga el asesinato de su suegra, María del Carmen Martínez, víuda del expresidente de la CAM. / EFE

El fiscal y el hijo mayor de la fallecida solicitan 24 años de prisión

J. Luis Alvarez
J. LUIS ALVAREZMadrid

El titular del Juzgado de Instrucción número 7 de Alicante ha ordenado la apertura oral contra Miguel López por el presunto asesinato de su suegra, María del Carmen Martínez, viuda del empresario y expresidente de la desaparecida Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM) Vicente Sala. El instructor ha dado traslado del caso a la Audiencia Provincial para que un tribunal del jurado juzgue al acusado para el que el martes pasado tanto el fiscal y como la acusación particular ejercida por el hijo mayor de la víctima reclamaron 23 años por presunto delito de asesinato y otros 18 meses más por supuesta tenencia ilícita de armas.

En un escrito facilitado por el Tribunal de Justicia de la Comunidad Valenciana y que ha sido trasladado a las partes, el juez José Luis de la Fuente aprecia «elementos indiciarios suficientes contra el acusado» para «sostener las acusaciones formuladas» y rechaza el sobreseimiento de la causa. Y es que, según el instructor, de las pruebas practicadas y la conclusión de las investigaciones policiales «se estiman subsistentes los indicios respecto del móvil económico» y de la «ocasión y oportunidad buscadas para la ejecución del crimen».

Según el relato de los hechos que recoge el juez en su escrito de apertura de juicio oral, refiéndose la relato expuesto por el fiscal, el 9 de diciembre de 2016, sobre las 18:25 horas el acusado acompañó a su suegra, de 72 años, a recoger su coche, en un lavadero de vehículos, propiedad de la familia, en la ciudad de Alicante. Allí, según el relato del Ministerio Público, cuando la mujer estaba sentada al volante del coche y «totalmente desprevenida, con una imposibilidad absoluta de defensa, le efectuó dos disparos a muy corta distancia en la zona izquierda de la cara», a consecuencia de los cuales falleció.

El juez, inicide que en el móvil del crimen destaca que María del Carmen Martínez había tomado tiempo atrás decisiones en la empresa familiar de las que era accionista, «que afectaban directamente al investigado, tanto encuanto a la situación de sus esposa -hija de la víctima-», que fue cesada como directiva en una de las firmas.

De esta manera, el instructor subraya que el día del crimen «existen indicios suficientes de la ejecución de la acción por parte del acusado», tanto porla hora y el hecho de quedarse a solas con su suegra en un lugar «oscuro y recogido» de las instalaciones donde iban a recoger el coche, lo que resulta «difícil atribuir a una coincidencia». También rechaza que la mujer hubiese sido víctima de un robo.

En el escrito, el juez destaca al experiencia del acusado en el manejo de las armas, sus incongruencias de sus declaración y movimientos tras el crimen. Miguel López permanece en libertad bajo fianza de 150.000 euros.

Más información