LEB ORO

El Cáceres no levanta cabeza

El debutante Daniel Trist, contrariado ayer en el Multiusos. / L. CORDERO
El debutante Daniel Trist, contrariado ayer en el Multiusos. / L. CORDERO

Regresa a la zona de descenso tras una nueva derrota en el Multiusos, esta vez sin paliativos ante un buen Huesca

OPTA

El Cáceres no encuentra el camino para salir del atolladero en que se ha metido. Anoche, una nueva derrota en el Multiusos ante un buen Huesca que supone regresar a puesto de descenso. Los debutantes Daniel Trist y Bakary Konate no fueron oposición ante un rival que contó con el trabajo de Rauno Narger (con20 puntos y Stojan Gjurosky, con 15) para seguir peleando por los puestos altos de playoffs. Los verdinegros aguantaron lo que pudieron hasta el descanso, pero una vez el Huesca cobró ventaja en el tercer acto la suerte estaba echada.

68 CÁCERES

75 HUESCA

Cáceres Patrimonio de la Humanidad
Corrales (6), Sapp (12), Parejo (3), Konate (3) y Trist (15). También jugaron Mazurczak (9), Chol (7), Kody (3), Rakocevic (10) y Dani Martínez (0).
Levitec Huesca:
Dani García (2), Sans (10), Haws (12), Gjuroski (15) y Nurger (20). También jugaron Johnson (2), Aukstikalnis (0), De Blas (3), Hartwich (6) y Karahodzic (5).
Parciales:
18-22; 20-20 (38-42); 12-18 (50-60); 18-15 (68-75).
Árbitros:
Morales García-Alcaide, Juan Pedro (colegio madrileño); Fernández Carretero, Andrés (colegio catalán) y Marqueta Gracia, José Javier (colegio aragonés).
Incidencias:
Pabellón Multiusos Ciudad de Cáceres. 500 espectadores.

Buen arranque de partido por parte de ambos equipos, mostrándose muy acertados de cara al aro en los instantes iniciales. El conjunto local contaba en su quinteto inicial con sus dos nuevas incorporaciones, sobre los que recayó el juego verdinegro en las primeras acciones. El Levitec Huesca, basándose en el juego rápido de balón que les caracteriza, conseguía ponerse por delante con un triple de Agustí Sans. Sin embargo, el buen hacer del juego entre pívots del Cáceres hizo daño en la defensa oscense y los locales voltearon el marcador (8-7).

EL PROTAGONISTA

Cerca del 60% en porcentaje de tiros de dos del Huesca (21 de 36), por el 48,6 del Cáceres (17 de 35)
Fue una de las claves
Daniel Trist se estrenó como máximo anotador del Cáceres con 15 puntos, pero fueron insuficientes ante el arsenal oscense
El otro debutante, Bakary Konate, capturó cinco rebotes en casi 17 minutos.

Supo responder el Levitec Huesca al juego físico de Cáceres y, por medio de sus jugadores más destacados, volvió a situarse por delante en el marcador en el ecuador del primer cuarto (11-15). Un acertadísimo Tyler Haws supo llevar el peso ofensivo de su equipo, bien secundado por Rauno Nurger. Cáceres volvió a tirar de orgullo y logró acercarse en el electrónico, llegando al final de los primeros 10 minutos con el marcador de 18-22.

En el segundo parcial, los de Guillermo Arenas supieron manejar el tempo del partido en los primeros minutos, con una defensa férrea al hombre, y con su segunda unidad aportando desde el banquillo. Centrándose en la figura de Karahodzic, el conjunto oscense mantuvo su ventaja hasta el minuto 13 (26-26), cuando el conjunto cacereño logró empatar el partido con una gran acción de Johan Kody. Los triples del arquero montenegrino Nikola Rakocevic mantuvieron a los locales pegados en el marcador (32-32), llegando así a los minutos finales de la primera mitad, en los que el Cáceres consiguió ponerse por delante por segunda vez en el encuentro. Cuatro puntos consecutivos de Rauno Nurger (el mejor de la primera mitad), situaban al Levitec Huesca de nuevo por delante en el electrónico, llegando así al intermedio con el marcador de 38-42.

Más enchufados

Tras el intermedio, el Levitec Huesca salió mucho más enchufado que el Cáceres y consiguió la máxima ventaja del partido hasta el momento (+9) en los primeros instantes. Nurger continuó en modo apisonadora y, con dos mates sensacionales, conseguía levantar al banquillo visitante y hundir a la afición local. Stojan Gjurosky se encargó de romper el partido desde la línea exterior con dos sendos triples para colocar a su equipo doce arriba a 3 minutos para el último parcial (47-59).

Se resistía a marcharse del partido el conjunto de Roberto Blanco y su capitán Luis Parejo levantó los ánimos de la hinchada local con un triple que acercaba a los verdinegros en el marcador. El Levitec Huesca se mantuvo firme en los segundos finales del tercer periodo llegando al último parcial con una ventaja de diez puntos (50-60).

Sin soltar el pie del acelerador, el conjunto oscense conseguía ampliar su ventaja en los primeros instantes del último parcial (51-65), mostrándose acertadísimo desde la larga distancia. Diego De Blas anotó un triple desde la esquina que obligó al técnico local, Roberto Blanco, a pedir un tiempo muerto desesperadamente. Guillermo Arenas, por el contrario, se mostraba tranquilo, dando minutos de descanso a hombres como Gjuroski o Nurger.

Llegados al ecuador del último periodo, el conjunto oscense conseguía dejar al Cáceres en, tan solo, dos puntos anotados en el cuarto. Un triple de Dan Trist daba esperanzas a la afición local que veía cómo su equipo empezaba a perder las opciones de llevarse la victoria ante un Levitec Huesca muy férreo en defensa. Con un pequeño parcial de 5-0 para los locales a falta de poco más de tres minutos para el final Guillermo Arenas solicitó tiempo para corregir ciertas imprecisiones en defensa. La ventaja se vio reducida hasta la barrera psicológica de los 10 puntos (59-69).

Subió la intensidad defensiva el conjunto local, logrando que Huesca tuviera que agotar la posesión en un par de ocasiones. No obstante, supo gestionar los instantes finales del partido y nunca llegó a ver peligrar su victoria. Un triple de Agustí Sans sentenció a los locales a falta de 40 segundos para el final del encuentro (64-73). Buscando maquillar el resultado, el conjunto cacereño tiró de orgullo y consiguió anotar dos canastas consecutivas.

El resultado final de 68-75 hizo justicia al gran trabajo realizado por el conjunto oscense. El equipo de Guillermo Arenas coge aire tras la derrota ante Bilbao en su feudo la anterior jornada y afronta el partido contra Chocolates Trapa Palencia con los ánimos renovados. Por su parte, el Cáceres Patrimonio cae hasta los puestos de descenso y tendrá que viajar la próxima semana a la cancha de un rival directo como es Leyma Coruña, donde la victoria será más que necesaria.