Pasa a planta el niño de La Aldea del Obispo que se golpeó la cabeza tras caer de un hinchable

Pasa a planta el niño de La Aldea del Obispo que se golpeó la cabeza tras caer de un hinchable

De cinco años, sufrió traumatismo craneoencefálico y ha estado en la UCI pediátrica desde el pasado miércoles

Celestino J. Vinagre
CELESTINO J. VINAGRE

Susto en La Aldea del Obispo, municipio de 270 vecinos en el entorno de Trujillo. Un niño de cinco años ha estado ingresado desde el miércoles por la tarde en la UCI pediátrica del Hospital Materno de Badajoz tras sufrir un traumatismo craneoencefálico hasta hoy que ha pasado a planta.

El menor estaba jugando en una atracción hinchable, conocida como la barredera, cuando, sin que se sepa exactamente el motivo, salió despedido de la misma. En lugar de caer dentro de la superficie hinchable lo hizo fuera, sobre la pista del Polideportivo Municipal en la que estaba ubicaba. Se golpeó la cabeza y una madre que estaba junto a la atracción avisó a los padres del menor, que se encontraban en ese momento unos metros más allá. Los padres y el pequeño no viven en La Aldea del Obispo. Vienen regularmente a la localidad cacereña en las fiestas al proceder su familia de esta población.

«No sabemos realmente por qué el niño ha salido fuera de la atracción hinchable y fue a caer fuera de ella», relata Antonia Moreno, alcaldesa de La Aldea, a HOY. La regidora resalta que la atracción, sufragada por el Ayuntamiento dentro de la celebración del Día del Niño de las fiestas locales, «tiene seguro, cuenta con toda la documentación en regla». Moreno agrega que se trata de una 'barredera' «igual a la que se instala en otros municipios, en otras fiestas. Desconozco, eso sí, si debe llevar una malla de protección o no. El caso es que nadie se explica cómo ha podido salir el niño fuera del hinchable».

La alcaldesa se encuentra esta mañana en el Materno de Badajoz, junto a los padres del pequeño. Según acaba de informar el SES, el niño ha abandonado esta tarde la UCI pediátrica. Su evolución está siendo favorable y ha pasado a planta de hospitalización, con seguimiento por Neurocirugía. «El pequeño está bien, recuerda todo. Gracias a Dios se está recuperando», valora la regidora.