La carta hermandad de Plasencia y Talavera en 1274, pieza del mes

La carta hermandad de Plasencia y Talavera en 1274, pieza del mes
Archivo Municipal de Plasencia

El documento puede verse en el Museo Municipal de Plasencia

E.P.

El Archivo Municipal de la ciudad de Plasencia (Cáceres) ha seleccionado como documento del mes la carta de hermandad entre la ciudad del Jerte y la de Talavera de la Reina (Toledo) fechada en 1274.

Una carta que responde a la tradición de las hermandades entre concejos para unos fines determinados.

Según la cronista de la ciudad de Plasencia y archivera municipal, Esther Sánchez, estas hermandades respondían «como medio de defensa y protección frente a la inestabilidad del momento», aunque otras teorías apuntan lo contrario, «serían acuerdos en defensa de los fueros y privilegios de los concejos frente a la unificación jurídica y la paulatina centralización política».

Se tiene constancia de que la ciudad del Jerte estableció hermandades con las poblaciones de Maqueda y Escalona (Toledo) al poco tiempo de su fundación. De estos actos quedan transcritos en «una recopilación de Cortes y Ordenamientos, tomo I y VII, realizada a mediados del siglo XVIII y depositada en la Biblioteca del Colegio Mayor de Santa Cruz de la Universidad de Valladolid».

Del texto de las cartas de hermandad «se desprende que se buscaba que los vecinos de cada concejo tuviesen garantías y reciprocidad jurídicas», protegiendo su movilidad «de gran importancia para los pastores y los mercaderes» y la ampliación del espacio económico de sendos concejos.

En el caso de la hermandad con Talavera de la Reina, se conoce una primera que obra en el archivo de Talavera de principios del Siglo XIII que se centra en que es una alianza contra la ciudad de Ávila, ya que se desprende el texto, según Sánchez, que es un pacto «de ayuda mutua y amistad entre ambos concejos frente al concejo abulense» con el que ambas poblaciones mantenían litigios y conflictos por la reciente fundación de ambas ciudades mermando las tierras del concejo abulense.

Posteriormente se reconfirma la hermandad de Plasencia y Talavera en 1274 y los fines «se amplían a un acuerdo de defensa y ayuda mutua contra los que pusiesen en peligro su seguridad» y agilizando los trámites ante las reclamaciones vecinales.

 

Fotos

Vídeos