Hoy

Un cerdo repleto de obras de arte

  • «La iniciativa es estupenda. Todos los años había que sacar algo así; que el arte no esté enclaustrado», dice Amigo

Picasso, Dalí, Goya, Velázquez... Todos ellos, y alguno más, están representados, o más bien sus obras, en el cerdo que Yolanda Amigo ha pintado para la Iberian Pork Parade. «He intentado coordinar el título que yo le he puesto al cerdo, '¡Atención obras!', con la empresa que lo patrocina -Esherdis-, que se dedica a los materiales de construcción, y con lo que el cerdo lleva pintado, que son obras pictóricas archiconocidas», señala la pintora, añadiendo que, obviamente, todas esas obras están pasadas por su filtro personal.

«Si alguien se acerca, no va a ver La Maja Desnuda, ni Las Meninas, ni La Persistencia de la Memoria como la ve normalmente», apostilla Amigo, que ha sustituido el árbol del que cuelga un reloj en La Persistencia de la Memoria por una encina en la que los círculos que hacen las veces de copa son el logotipo de la empresa que patrocina el cerdo que ella ha pintado.

La artista reconoce que ha tenido dificultades a la hora de enfrentarse a la escultura de Luis Martínez Giraldo, ya que nunca había trabajado con un lienzo parecido y su pintura es sobre plano liso. «Por eso empecé lijándolo, pero me resultó complicado. Entonces decidí darle capas de pintura, dos blancas y dos negras, y quedó menos rugoso. Quería que me resultase un poco más fácil, pero no ha podido ser del todo. He tenido que ir retocando y perfilando. Después, empecé a darle color con esmalte sintético. Aunque es una técnica mixta porque tiene collage en algunas zonas», asegura Amigo.

Acerca de la exposición itinerante, ella no tiene dudas. «Me parece estupenda. Todos los años había que sacar algo así, para que el arte no esté siempre enclaustrado en las cuatro paredes de la sala de exposición».

Las bellotas, embajadoras extremeñas

Carmen Goga llega a la entrevista con un dispositivo móvil y dispuesta a grabarse a sí misma durante la conversación. De esta forma, y a falta de que llegue la inauguración de la Iberian Pork Parade, tendrá guardado en vídeo todo el proceso de trabajo sobre el cerdo que ha realizado desde que llegó a su taller la escultura de Luis Martínez Giraldo hasta que la ha entregado para ser expuesta dentro de la muestra itinerante. «Aunque yo esté en un tallercito de Ribera del Fresno, difundo todo lo que hago y el proceso de cómo lo hago, para que se vea que para llegar a esto hay un proceso muy largo. Esto no es un hobby; esto es un trabajo, que es lo que falta por creer en España», dice en tono reivindicativo la escultora.

Ella ha decidido, en un guiño a la firma que patrocina su cerdo -Montesano-, llamar a su obra 'Bellotera Viajera'. «La empresa está en Jerez de los Caballeros. Es artesanal y familiar y su origen está en Canarias. Al querer hacer un jamón de pata negra, que tiene que comer bellota, se trasladaron a Jerez y pusieron su sede allí», explica.

Por eso, en uno de los costados del cerdo está reflejado el Teide, la silueta de Jerez de los Caballeros, el logotipo de la empresa y la dehesa y, por el otro, un mapa del mundo. «Hay países que tienen una bellota, hecha con pan de oro, que es a los que exporta Montesano», expone Goga.

Para realizar la obra, la artista, que considera que la exposición itinerante va a ser muy positiva en múltiples aspectos, ha utilizado acrílicos, pintura al agua y algo de pastel. «También un poco de esmalte, pero muy poco. Me siento más cómoda con el agua», afirma.