El independentismo tiende la mano sin hacer cesiones

El portavoz de ERC en el Congreso, Joan Tardá, muestra una fotografía del juicio del 'procés'. /Efe
El portavoz de ERC en el Congreso, Joan Tardá, muestra una fotografía del juicio del 'procés'. / Efe

Acusa al Ejecutivo socialista de no haber sabido aguantar el «chaparrón» y romper el diálogo

Ander Azpiroz
ANDER AZPIROZMadrid

Salvo sorpresa de ultimísima hora, Gobierno e independentismo desperdiciaron la bala que les quedaba este martes en el Congreso. Más que un tanteo para buscar un acercamiento de última hora, la ministra María Jesús Montero y Joan Tardá se echaron la culpa el uno al otro de un más que posible adelanto electoral que podría devolver a la derecha el poder.

El portavoz de Esquerra acusó al Ejecutivo socialista poco menos que de cobardía, de no haber sabido «aguantar el chaparrón» para sentarse a dialogar de buena fe con el frente secesionista. «Se ha perdido una oportunidad», lamentó el diputado republicano, quien achacó el fracaso a la decisión del Gobierno de romper el diálogo. Pese a todo, el portavoz secesionista tendió la mano para el futuro. «Nosotros insistiremos, si ahora no se han dado las condiciones trabajaremos para que se den en un futuro, cuanto antes mejor», prometió.

Antes del cara a cara de la tarde ya había quedado claro que el acuerdo para retirar las enmiendas a la totalidad a los Presupuestos presentadas por ERC y el PDeCAT se antojaba imposible. Se leyó con claridad en las intervenciones de la titular de Hacienda, cuando insistió en que no se aceptará chantaje alguno, y en las declaraciones en los pasillos de la Cámara baja de los representantes de las dos fuerzas secesionistas con representación parlamentaria.

Antes de intervenir desde la tribuna del hemiciclo, Tardá ya había avisado: «Empieza la campaña electoral». Desde el PDeCAT los mensajes tampoco fueron mínimamente positivos de cara a la votación de este miércoles. «Van pasando las horas y no tenemos novedades. Nosotros no nos hemos levantado de la mesa de diálogo y vamos a continuar en ella hasta el final. Si pretenden aprobar los Presupuestos y prolongar la legislatura hasta el final, el Gobierno sabe lo que tiene que hacer», señaló el diputado Carles Campuzano, quien pasa por ser uno de los miembros de la antigua Convergència más proclive a aprobar los Presupuestos. Otro diputado, Ferrán Biel, aseguró que el PDeCAT retirará la enmienda a cambio del compromiso para «hablar de todo».

Podemos, en medio

En medio de las dos partes se quedó Podemos. Los de Pablo Iglesias han luchado con denuedo para sacar unos Presupuestos que consideran en buena parte suyos. Irene Montero, quien durante el pleno de se descartó como candidata a la Comunidad de Madrid, lamentó que el Ejecutivo socialista haya bajado los brazos y renunciado a mantener viva la legislatura. También se pidió a las fuerzas separatistas una reflexión. Fue en Unidos Podemos donde este martes se apreciaron los últimos resquicios de optimismo, aunque estos fueran ínfimos. «Aún quedan horas para la votación», se defendió.

Más información

 

Fotos

Vídeos