EL VERANO DE JOSÉ ENRIQUE CAMPILLO

«Me gusta explorar los platos típicos de cada lugar y me atrevo hasta con los insectos»

Disfruta con los viajes activos y suele ir de vacaciones en familia./
Disfruta con los viajes activos y suele ir de vacaciones en familia.

Catedrático de Fisiología y experto en nutrición, es autor de numerosos libros. Acaba de publicar 'Homus climaticus', pero ya prepara otro que sorprenderá

Celia Herrera
CELIA HERRERA

–¿Qué tiene previsto hacer este verano?

–Pues lo que se pueda, ya que mi esposa recientemente sufrió un accidente que le fracturó el tobillo por tres partes. Pero seguro que pasaremos unos días con los nietos.

–¿Suele tener planificadas las vacaciones o va más a la aventura?

–Yo soy un privilegiado. Mi hija vive en Chile desde hace 10 años, y desde la jubilación solemos ir en el mes de febrero, que allí se corresponde con nuestro agosto. Así que veraneo dos veces.

–¿Tiene en cuenta la gastronomía a la hora de elegir el lugar de vacaciones? ¿Cuáles son sus platos favoritos?

–Por supuesto. Pertenezco a la Cofradía Extremeña de Gastronomía. Me gusta mucho explorar los platos típicos y sencillos de cada lugar que visito. Y me atrevo con todo, hasta los insectos.

–¿Qué es lo que más le gusta hacer cuando está de vacaciones?

–Ejercicio. No paro. Si tengo ocasión me gusta caminar por zonas montañosas.

–¿Con qué compañía suele ir de vacaciones o prefiere viajar solo?

–Pues casi siempre con la familia.

–¿Prefiere los viajes culturales, el campo o la montaña?

–En la pregunta falta la playa. Me gusta todo, pero siempre prefiero viajes activos, en los que, si se puede, haya ocasión de practicar algo de deporte.

–¿Asiste a las fiestas de los pueblos?

–No mucho, la verdad.

–¿Aprovecha el verano para ir al teatro, cine, conciertos...?

–Esas actividades culturales las reservo para el invierno. Me gusta la música, y soy amigo de la Banda Municipal de Badajoz.

–¿Ve más televisión en verano? ¿Qué tiempo de programas le gustan?

–Yo, en televisión, soy más de documentales científicos. Y alguna película de vez en cuando, aunque me aburren los anuncios.

–¿Desconecta del día a día o a pesar de estar de vacaciones sigue pendiente del móvil, la redes sociales...?

–Desconecto lo más que puedo.

–¿Duerme siesta en vacaciones o prefiere dedicar ese tiempo a hacer otras actividades?

–La siesta o «yoga hispánico», como la llamaba Cela, la practico durante todo el año: en invierno, modalidad sofá, y en verano, paso a lo que se denomina «de pijama y orinal».

–¿Madruga durante las vacaciones o prefiere trasnochar?

–Ya no trasnocho. Uno va teniendo una edad, y eso se nota. Me suelo levantar temprano para escribir un poco antes de que comience el barullo familiar.

–¿Cuáles son las vacaciones que recuerda con nostalgia? ¿Qué tuvieron de especiales?

–Las que pasaba de pequeño en el campo, cerca de Cáceres. Eran veranos tórridos, cuando hacia calor de verdad, en contacto con una naturaleza exuberante que ya casi ha desaparecido. ¿Se han dado cuenta que ya en verano no hay bichos?

–¿Qué sitio de Extremadura elegiría para pasar unos días de vacaciones y por qué?

–Por influencia de mi esposa, en la sierra de Gata.

–¿Cuál es el recuerdo de su niñez que guarda con más cariño?

–La libertad de juegos y de movimientos que teníamos los niños.

–¿Viaja por la vida ligero de equipaje o tiene mucho apego a las cosas?

–Soy muy de mochila y tienda de campaña.

«Todo lo que he logrado en mi vida, incluidos los aspectos deportivos, me han requerido un gran esfuerzo. Nadie me ha regalado nada»

–¿Cómo han cambiado sus prioridades con el paso del tiempo?

–Con la edad uno se va haciendo más cómodo y más apegado a las manías y rituales. Pero la clave está en adaptarse y ser lo más feliz posible en cada etapa de la vida.

–¿Cuál es el logro del que se siente más satisfecho?

–A nivel personal, mi familia. A nivel profesional, algunos libros que han interesado al público. Ahora mismo estoy muy feliz con mi última criatura: 'Homo climaticus'. Se lo recomiendo.

–¿Qué es lo que más trabajo le ha costado conseguir?

–Todo lo que he logrado en mi vida, incluidos los aspectos deportivos, me han requerido un gran esfuerzo. Nadie me ha regalado nada.

–¿Qué es lo que más valora de la gente y por qué?

–La lealtad. Es lo que más se está perdiendo en la sociedad actual.

–¿Ha habido algún momento en su vida que ha marcado un antes y un después?

–Cuando tenía 12 años, no fui a un viaje de autobús porque siempre me he mareado mucho. Un camión chocó y mató al chico que ocupó mi asiento.

–¿En su camino ha encontrado más competitividad o compañerismo?

–He disfrutado de ambos engaños.

–Si pudiera dar marcha atrás, ¿Cambiaría alguna decisión que ha tomado?

–Creo que no.

¿Tiene algún proyecto entre manos?

–Estoy enfrascado en un nuevo libro. Se sorprenderían muchísimo sobre qué tema versa. Pero no se lo voy a decir.

En corto

–Su tiempo de ocio lo dedica a: Música y deporte

–Cuando se levanta da las gracias por: Seguir vivo.

–Un ejemplo a seguir: Don Santiago Ramón y Cajal

–Lo que menos le gusta de la gente: La falta de interés por la cultura.

–Algo que siempre ha querido hacer o tener y aún no ha conseguido: Poder navegar a vela sin marearme.

–El libro que más huella le ha dejado: La incógnita del hombre, de Alexis Carrel.

–Su película favorita: 2001 Una odisea del espacio.

–La canción de su vida: La ruta de la seda de Kitaro.

–El lugar que más le ha impactado: El salar de Uyuni, Bolivia.

–Y el que elegiría para sus vacaciones perfectas: Los Andes chilenos.

–El deporte que practica: Trotar. He terminado 16 maratones.

–Su comida favorita: El arroz en sus infinitas posibilidades.

–Si pudiera, compraría un cuadro de: Mi esposa, que ahora pinta.

–El olor que más le gusta: El de la dehesa extremeña en primavera.

–Su lema: Si no sabes algo, esfuérzate y apréndelo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos