Riego solar con sello extremeño para países de Asia y África

Santos Lozano mostrando su proyecto. /
Santos Lozano mostrando su proyecto.

Un ingeniero de la empresa Tecnoce, con el apoyo de Extremadura Avante, está implantando un novedoso sistema de riego en países como China y Santo Tomé y Príncipe

ÁLVARO RUBIO

En el año 2004, Santos Lozano Palomeque empezó a investigar si era posible usar la energía solar para regar sus árboles en Valencia de Alcántara. «Por entonces, el término riego solar ni siquiera existía en Internet», comenta este extremeño que puso en funcionamiento un primer sistema bastante primitivo que le permitía regar sus plantas sin necesidad de corriente eléctrica. Fue cuando se dio cuenta de que eso se podría usar a gran escala para la agricultura y empezó a trabajar en la implantación de esta tecnología. A través de Tecnoce, una empresa que nació en 2003, comenzó a investigar soluciones en una disciplina denominada agrotecnología solar.

Desde entonces, en su planta piloto, entre otros aspectos, investigan los usos de la energía solar térmica y fotovoltaica en aplicaciones como el riego. En otras palabras, buscan la forma de bombear agua con una presión y caudal controlados, usando exclusivamente la energía solar fotovoltaica como fuente.

Esta tecnología ya la han puesto en funcionamiento en diez provincias de España y en algunas instalaciones en Portugal.

Tecnoce decidió dar el salto a la internacionalización hace una década. Empezó a colaborar con empresas fuera de España y desde 2008 intentaron realizar acciones en el exterior. «No fue fácil encontrar la estrategia adecuada y vinieron bastantes fracasos. Pero en 2012 se consiguió un primer proyecto realmente significativo, que permitió nuestra participación en la reconstrucción de Haití tras el terremoto, trabajando sobre el terreno. Seguidamente llegó otro proyecto de gran interés en Guinea Ecuatorial, que conseguimos ejecutar en 2015», afirma Santos.

Tras su experiencia en África, comenzaron a pensar cómo producir alimentos en aquellos lugares mediante las técnicas que estaban teniendo éxito en Extremadura. «El sistema permitiría además moler los productos agrícolas y deshidratarlos para su venta posterior. Si hay algo que sobra en los lugares devastados por catástrofes y guerras, es precisamente el sol», añade Santos, quien quiere demostrar que la tecnología de riego solar será muy útil en otros países, y puede implantarse en cualquier lugar del mundo donde haya sol.

Por el momento, parece que lo está consiguiendo. En ese camino le acompaña Extremadura Avante. «Para una pequeña empresa extremeña hubiese sido imposible divulgar nuestro proyecto en todo el mundo como estamos haciendo. Los acuerdos que Extremadura Avante ha conseguido en China y en la Comunidad de Países de Lengua Portuguesa nos está permitiendo presentar nuestro proyecto en foros muy importantes de Europa, Asia y África».

De hecho, para el año 2017 cuentan con una agenda cargada de presentaciones y nuevos proyectos. Tecnoce cuenta con ofertas para desarrollar riego solar en China, donde se ha firmado un acuerdo para instalar una planta demostrativa dirigida al sector del kiwi; en Santo Tomé y Príncipe, donde les han ha ofrecido probar su sistema dentro de un proyecto internacional de promoción pública, y en Alemania, donde expondrán en un foro de relaciones entre África y el país germano. Además, han manifestado gran interés organismos de primer nivel en Angola, Mozambique, Nigeria y Cabo Verde.

Gran parte de esas relaciones internacionales y comerciales han contado con la labor de Extremadura Avante, una entidad que participa en las principales ferias nacionales e internacionales para la promoción de productos y servicios de la región, con el objetivo de establecer relaciones comerciales en un marco profesional, creando sinergias y oportunidades. En 2016 ha organizado la participación en 35 ferias.

También desarrollan misiones comerciales, acciones de promoción en el país de destino con agenda de trabajo individualizada para cada empresa participante. En 2016, Extremadura Avante organizó 20 misiones comerciales directas.

A ellas se suman las misiones comerciales inversas, que promueven el conocimiento de Extremadura entre los compradores internacionales. En 2016, Extremadura Avante organizó tres misiones de este tipo, así como 13 visitas profesionales, cinco programas de compradores nacionales e internacionales y nueve encuentros empresariales.

Durante el año 2016, han participado en ese tipo de acciones un total de 857 empresas extremeñas.

Además, Avante cuenta con una red de delegados comerciales que está presente en 12 mercados internacionales (Alemania, Brasil, Chile, Colombia, Estados Unidos, Marruecos, México, Panamá, Perú, Portugal, Reino Unido y China).