Jornada 1

Bale luce en el Madrid más serio

Bale remata a puerta durante el partido ante el Celta./EFE
Bale remata a puerta durante el partido ante el Celta. / EFE

La mejor versión del galés, los goles de Benzema, Kroos y Lucas Vázquez y un buen tono defensivo permiten al equipo de Zidane comenzar con triunfo

José Manuel Andrés
JOSÉ MANUEL ANDRÉSMadrid

Expulsión de Modric

El giro de guión del partido llegó en una acción aparentemente inofensiva, pegada a la banda izquierda del ataque celtiña, cuando Modric pisó en el talón de Aquiles a Denis Suárez en una acción en el que desde el VOR se interpretó que el croata no tenía intención de jugar el balón, uno de los supuestos contemplados en las nuevas normas como expulsión. Con el croata camino del vestuario, Araujo tuvo en un remate de cabeza el empate, pero Courtois se exhibió con un paradón.

Cuestiones del talento, el portero belga, con una intervención inspirada, y Toni Kroos, con un misil tierra aire a la escuadra, convirtieron el posible empate a uno en un 0-2 que sacaba al Madrid del atolladero. Con la situación límite neutralizada, el Madrid regresó a la versión rocosa de la primera parte, dejando hacer al Celta pero bien replegado defensivamente, a la espera de explotar su velocidad tras robo. Lucas Vázquez entró por Vinícius e Isco lo hizo por Bale, que escenificó la reconciliación en su saludo con Zidane. Todo estaba de cara para el Madrid y el tanto de Lucas Vázquez sentenció una victoria blanca que no peligró más allá del tanto final del joven Iker Losada, el epílogo a un partido en el que el Madrid no brilló pero del que su competitividad sale más que reforzada.