A las siete, todos al ferial

A las siete, todos al ferial

El PSOE denuncia que al obligar a levantar los veladores a esa hora se «quiere llevar a los pacenses al ferial»

ROCÍO ROMERO

¿Levantar los veladores a las siete de la tarde en las calles del centro es una forma de derivar a los pacenses al ferial? Para el PP, no. Para el PSOE, sí. No hay feria sin polémica y la de este año se centra en el horario de los bares del centro y que estos tengan que levantar las mesas para que los operarios limpien las calles. El bando del alcalde obliga también a los bares a retirar las barras exteriores a las siete de la tarde. Es la hora marcada para que acabe la 'Feria de Día'.

Por otra parte, el Ayuntamiento solía pedir la ampliación de los horarios de los bares durante dos horas cada año, pero esta edición ni lo ha hecho ni lo ha comunicado a los empresarios para que ellos pudieran hacerlo. El Ayuntamiento argumenta que los vecinos están cansados del ruido que generan las fiestas y que estos tienen derecho al descanso.

El concejal encargado de la Feria, Miguel Ángel Rodríguez de la Calle, recuerda que la asociación Espantaperros está en contra de la cantidad de fiestas que se celebran en el Casco Antiguo cada fin de semana. «Hay que entenderlos», defiende el edil, quien asegura que «no pretendemos obligar a que la gente vaya al ferial».

Para el PSOE, sin embargo, se trata de una maniobra para animar a que quienes quieren disfrutar de la feria se vayan del centro. Recuerda, especialmente, que no tomaron esta misma medida ni para los Carnavales ni para la Semana Santa.

Los socialistas, sin embargo, se centran especialmente en el hecho de que los empresarios tengan que levantar las terrazas para que se limpien las calles a media tarde. Creen que, igualmente, esta es una medida para llevar a la gente a Caya. Lo consideran, además, un ataque a la libertad de ocio. «Bastaría con que cada negocio tuviera en perfecto estado de revista su zona de veladores para que siguieran dando servicio a sus clientes en la Feria de Día», aseveran. Añaden que tanto la presencia de los policías para que se cumpla esta medida adoptada en el bando de la fiesta, como el hecho de que las máquinas estén un rato antes, «ha molestado a algunos clientes». Para el PSOE, las dos medidas son una forma de perjudicar a la Feria de Día.

El concejal encargado de organizar la feria, Miguel Ángel Rodríguez de la Calle, explica que este año se ha modificado el procedimiento para limpiar las calles. Hasta la feria pasada obligaban a los empresarios a retirar las mesas a las siete y no podían volver a ponerlas hasta las nueve. «Ahora, cuando se termina de limpiar, las pueden volver a colocar», explica. «Hay que entender que el ferial y el centro son complementarios», añade.

El edil destaca que la feria se está desarrollando sin incidentes. No ha habido grandes peleas, solo dos conatos que no llegaron a más en todo el fin de semana, y algunos comas etílicos. Además, indica que la Policía Local, los bomberos y los empleados de FCC están cumpliendo con sus turnos. Atrás quedaron los anuncios de huelga. Los policías locales han cubierto sus turnos y no se han producido bajas masivas, como en las tres últimas grandes citas de la ciudad.

Los trabajadores de FCC habían amenazado con una huelga, pero se les pasó el plazo para convocarla y están cumpliendo los turnos sin protestas. «Entran a las ocho de la mañana en el ferial y desarrollan su trabajo sin problemas», dice. Los bomberos también están respetando los servicios mínimos convocados durante su protesta, que en principio durará hasta el domingo. Tampoco, asegura el concejal, se han producido grandes atascos de tráfico a pesar de que el ferial registró mucho público durante todo el fin de semana.

En cuanto a que este año la feria se haya adelantado, el concejal indica que los feriantes quieren abarcar dos fines de semana para rentabilizar las atracciones y que de haber esperado a inaugurar la feria el 24 de junio, la fiesta hubiera llegado a julio. «No es el primer año que ocurre así», indica.

 

Fotos

Vídeos