Hoy

Detenido un hombre de 45 años por maltratar a caballos, burros y mulos

Detenido un hombre de 45 años por maltratar a caballos, burros y mulos
/ Guardia Civil.
  • El varón, vecino de Ceclavín, tenía a los animales sin comida y apenas agua

Efectivos del Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) de la Guardia Civil han detenido a un vecino de Ceclavín por un supuesto delito de maltrato animal, ya que tenía en su finca burros, mulos y caballos en pésimas condiciones higiénico sanitarias y en algunos casos con heridas de consideración.

Según informa la Guardia Civil en una nota de prensa, a finales del pasado mes de agosto de 2016, se tuvo conocimiento de un posible delito de maltrato animal en una finca situada en el término municipal de Ceclavín, cometido supuestamente por un vecino de la localidad. Agentes del Seprona se desplazaron hasta el lugar para verificar los hechos, encontrándose burros, mulos y caballos en pésimas condiciones higiénico sanitarias, que presentaban extrema delgadez y algunos de ellos fracturas y heridas de consideración, sin haber recibido tratamiento sanitario o veterinario.

Sin comida ni agua

Durante la inspección de las instalaciones, los agentes del Seprona y veterinarios del Servicio de Sanidad Animal de la Junta de Extremadura observaron la inexistencia de alimento en los comederos, así como escaso aporte de agua para el abrevado de los mismos, pese a la época estival, con temperaturas de 40 grados.

Además, localizaron restos óseos de al menos otros cinco caballos muertos, un osario con restos de huesos de animales calcinados y el cadáver de un caballo semienterrado, que presentaba el cráneo al descubierto, sin haber sido retirados por el propietario o titular de la explotación a lo largo del tiempo.

Tratamiento urgente

Por estos hechos, la Guardia Civil detuvo a un varón de 45 años, para el que la autoridad judicial ha acordado, a petición del Ministerio Fiscal, la adopción de medidas cautelares, consistentes en la privación provisional de la posesión, custodia, mantenimiento y cualquier otro derecho de todos los equinos vivos que se encontraban en la explotación. Asimismo, se decidió el deposito cautelar durante la tramitación de la causa o hasta que se disponga en otro sentido, de los citados equinos vivos en asociaciones protectoras de animales, ante la necesidad absoluta y perentoria de que dichos animales reciban alimentación y tratamiento sanitario urgentes.