Antonio Tajani, premio Carlos V

El presidente del Parlamento Europeo, Antonio Tajani / HOY

La Fundación Academia Europea e Iberoamericana de Yuste elige al italiano «por su carrera política de casi 25 años dedicada a la Unión Europea»

Antonio J. Armero
ANTONIO J. ARMEROCáceres

A las 12.45 horas de ayer, el presidente del Parlamento Europeo se trasladó mentalmente a Extremadura. En su cuenta oficial de Twitter apareció el siguiente mensaje: «Un grandísimo honor recibir el premio Carlos V. Lo dedico a los ciudadanos europeos, verdaderos protagonistas del esfuerzo de paz, libertad y prosperidad que es la UE. Estaré en Yuste el próximo 9 de mayo». Allí le estrechará la mano a Felipe VI, que como es habitual, presidirá el acto que se celebrará en la iglesia del Real Monasterio, el precioso y fresco lugar en el que pasó su último año de vida Carlos V, el emperador que da nombre a estos premios que cumplen su decimosegunda edición.

No hay cita al cabo del año en Extremadura que reúna en un mismo sitio a tanta gente con poder. Esta vez, el centro de todas las miradas será Antonio Tajani (Roma, agosto de 1953), un hombre con una biografía de lo más ecléctica. Hijo de militar y profesora de latín y griego, el actual presidente del Parlamento Europeo hizo la mili en la Fuerza Aérea Italiana, y tras completar un curso especializado de defensa aérea en Borgo Piave di Latina, se unió al Entorno de Defensa Aérea de la OTAN. Ese ambiente laboral no le resultaba ajeno, porque ya su padre trabajó para la OTAN, destinado en Francia.

Veinte años como periodista

Al galardón optaban 31 nominados de ocho países europeos, de los que 12 eran españoles

Tras su etapa militar, Tajani se dedicó durante dos décadas al periodismo. Primero en la RAI 1 (una de las emisoras de la radiotelevisión pública de su país), donde ejerció como presentador de noticias y como enviado especial a Líbano, Unión Soviética y Somalia. Y luego en el periódico 'Il Giornale', al que llegó a petición nada menos que de Indro Montanelli, uno de los grandes periodistas europeos del siglo XX, autor de la aclamada obra histórica 'Historia de Roma' y de una frase que le acompañará siempre: «El burdel -dijo- es la única institución italiana donde la competencia es premiada y el mérito reconocido».

Hay algo más que emparenta a Montanelli y Tajani. El primero recibió el premio Príncipe de Asturias de Comunicación y Humanidades en 1996, y su compatriota recogió hace cinco meses y medio en Oviedo el Princesa de Asturias de la Concordia, otorgado a la Unión Europea. «Es un grandísimo honor», declaró ayer Tajani al conocer que le habían escogido para el premio Carlos V, según informó la oficina de información en España del Parlamento Europeo. La Fundación Academia Europea e Iberoamericana de Yuste explicó que se le galardonaba «por una carrera política de casi 25 años dedicada a la Unión Europea y a sus instituciones como garantes de la paz, la democracia, los derechos humanos, la igualdad, la solidaridad y los valores que representa».

«Es un grandísimo honor», declara el ganador, que se lo dedica «a los ciudadanos europeos»

El nombre del elegido se conoció ayer, a las diez de la mañana, en la sede principal de la Junta de Extreamdura en Mérida. Lo anunció Rosa Balas, directora general de Acción Exterior y presidenta de la comisión ejecutiva de la Fundación Academia Europea e Iberoamericana de Yuste. Le acompañó Juan Carlos Moreno Piñero, presidente de esta última institución que impulsa unos premios que no son exactamente iguales a como eran.

Comenzaron con una periodicidad trienal, cambiaron a bienal, volvieron a ser trienales y ahora son anuales. Será la tercera vez que se celebre en la misma fecha: el 9 de mayo, Día de Europa. Y la primera desde que la entidad que los promueve cambió su nombre. La Fundación Academia Europea de Yuste es también Iberoamericana desde su fusión con el Centro Extremeño de Estudios y Cooperación con Iberoamericana. También será la primera edición con el Rey como presidente de honor de esta Fundación.

Lo que no cambia, y probablemente no lo hará nunca, es el sitio que acoge la gala: el Monasterio de Yuste, Real Sitio propiedad de Patrimonio Nacional. Un lugar rodeado de bosque, un monumento fotogénico habitado durante siglos por los jerónimos. Cuando ellos se fueron en el año 2009, el espacio se quedó sin monjes. Y así se mantuvo durante cuatro años, hasta que las gestiones del Obispado de Plasencia permitieron recuperar la vida monástica. El miércoles de ceniza del año 2014 llegaron al lugar Pawel Stepkowski y Rafal Zawada, dos religiosos paulinos, de la orden polaca de la Virgen de Czestochowa.

Ellos disfrutan el sigilo de este lugar en el que nunca faltan turistas. Esa paz se rompe cada 9 de mayo durante una mañana. En rigor, el silencio se matiza también durante los días previos, en los que se acondiciona el espacio para acoger una acto que reúne a representantes de diferentes estamentos de la sociedad extremeña. Desde la primera edición, el evento cuenta con el apoyo de la Casa Real. Cinco veces lo ha presidido Juan Carlos I, las mismas Felipe de Borbón (tres como príncipe y dos como rey), y una vez la infanta Cristina de Borbón (en 1998).

Este año volverá Felipe VI, para entregar una vez más la estatuilla conmemorativa que se le regala a cada ganador, que también recibe treinta mil euros. Los recogerá Antonio Tajani, que además de periodista y político, es licenciado en Derecho por la Universidad de La Spezia. Y que antes de presidir el Parlamento Europeo fue Comisario Europeo. Primero de Transportes y luego de Industria y Emprendimiento, además de vicepresidente del Parlamento Europeo. Accedió a la presidencia de este organismo en enero del año pasado, y su candidatura para el premio Carlos V la presentaron el Ministerio de Asuntos Exteriores de España y la Universidad CEU-San Pablo. Había también otros treinta nominados, de ocho países europeos. Entre ellos, doce españoles. A todos les ganó Tajani, que habla italiano, español, inglés y francés. En todos estos idiomas, excepto en el último, se refirió ayer en su cuenta de Twitter a Yuste, seguramente el rincón más europeísta de Extremadura.

Tajani se une así a una lista de personalidades entre las que figuran Jacques Delors (1995), Wilfried Martens (1998), Felipe González (2000), Mijail Gorbachov (2002), Jorge Sampaio (2004), Helmut Kohl (2006), Simone Veil (2008), Javier Solana (2010), José Manuel Durao Barroso (2013), Sofia Corradi (2016) y Marcelino Mayor Oreja (2017).