Ángel Sastre vuelve a la guerra

Preparando la cámara para grabarse. El periodista extremeño trabaja para prensa, radio y televisión/
Preparando la cámara para grabarse. El periodista extremeño trabaja para prensa, radio y televisión

El periodista de guerra extremeño regresa en sus vacaciones a Oriente Próximo para cubrir un conflicto bélico

RUBÉN BONILLABadajoz

Acaba de volver a España desde el continente americano donde ha estado cubriendo para diversos medios la muerte de Fidel Castro y la firma del acuerdo de paz entre el Gobierno de Colombia y las FARC. Pero tan sólo ha estado unos días, sin llegar a la semana. Ángel Sastre, el periodista de guerra de Don Benito que recibió hace unos meses el Premio Extremeño de HOY, ya se encuentra en Irak cargado con sus armas: cámara, micro y ordenador.

Más información

Los días previos a su segundo viaje a tierras iraquíes los ha aprovechado para estar y comer con sus amigos, y atar los últimos flecos de la cobertura bélica. Ángel ha estado cerrando los transportes que debe tomar, el material de trabajo y contactar con un 'fixer' (una especie de intermediario que hace las funciones de traductor y salvoconducto para pasar los controles). "Estoy de subidón, con cierta euforia, antes de entrar en el conflicto de guerra. Aunque realmente no he estado parado, he estado en un campamento de la guerrilla de las FARC y en Cuba, pero realmente es la primera cobertura de guerra que voy a hacer en siete meses y tengo la incertidumbre de no saber muy bien dónde llegaré. Pero estoy en forma", asevera desde Madrid.

Ángel rehuye hablar de los diez meses que estuvo secuestrado en Siria en manos del Frente Jabhat al-Nusra, la franquicia siria de Al-Qaida, y habla del deporte y el trabajo como su terapia para volver a su vida normal.

El periodista extremeño ha atendido a HOY antes de viajar a Erbil (ha llegado este domingo), capital de la Región Autónoma Kurda o Kurdistán iraquí. Se trata de la cuarta ciudad más grande del país, después de Bagdad, Basora y Mosul. Ésta última, en manos del Estado Islámico, es el destino final. "No sé si podré llegar porque actualmente la 'Golden Division' (el ejército irakí) tiene cerrado el camino hacia Mosul por los combates que están teniendo lugar. Al principio y cómo siempre, nos dejan pasar cuando quieren contar 'su' verdad y cuando empezamos a mostrar sus soldados muertos y que no avanzan... nos cortan el paso. No solo nos enfrentamos a terroristas y a los peligros de una guerra, también nos enfrentamos a los Estados. Gente que no quiere que cuentes su realidad", afirma, entre cabreado y resignado, Ángel.

Al ser cuestionado sobre cuándo decidió volver al frente, el dombenitense lo tiene claro. "No hay que decidir. Mi sueño es estar de conflicto en conflicto. Lo he dicho mil veces, no es adrenalina, es donde tengo que estar. Como no lo puedo hacer aprovecho mis vacaciones, agarro mi dinero y cumplo con mi deber. Todo el tiempo me corroe la cabeza volver al frente", remarca.

Sastre reitera su crítica a los medios por no apoyar con presupuesto y dar más espacio a los periodistas de guerra e insiste en que lo importante es la población civil, que es la que sufre la guerra. "Es una vergüenza que cosas como lo ocurrido en Alepo recientemente no importen a la gente. La ignorancia y mirar hacia otro lado también mata", sentencia.

Recordando su última estancia en tierras extremeñas, donde recogió el premio Extremeño de HOY en Plasencia el pasado mes de noviembre, el periodista considera estos reconocimientos como un aliento y un empujón para seguir haciendo lo que más le gusta: narrar conflictos bélicos.