Mateos basa su lista en el gobierno actual sin renunciar a la renovación

Elena Manzano, José Ángel Sánchez Juliá y Carla Nascimento./HOY
Elena Manzano, José Ángel Sánchez Juliá y Carla Nascimento. / HOY

Guardiola, Expósito y Bazo siguen en puestos altos, e incorpora a Elena Manzano, Sánchez Juliá, Carla Nascimento y Emilio Borrega

REDACCIÓN CÁCERES.

No es una gran revolución, pero sí hay algunas novedades. La principal sorpresa en la lista del PP a las municipales en Cáceres ya saltó la semana pasada con la retirada de Elena Nevado y su sustitución como número uno por Rafael Mateos, pero aun así se esperaba con interés la lista completa, que el partido hizo pública ayer por la tarde. En los 10 primeros puestos hay seis nombres del actual equipo de gobierno, que son, además del propio Mateos, los de María Guardiola (2), Domingo Expósito (3), Víctor Bazo (6), Pedro Muriel (9) y Marisa Caldera (10). No siguen, en cambio, los concejales Valentín Pacheco, Laureano León, Montaña Jiménez y Raúl Rodríguez.

Más información

Entre las nuevas incorporaciones en los 25 puestos de la lista, la principal novedad es Elena Manzano Silva, profesora de Derecho Financiero y Tributario de la Universidad de Extremadura, que va en el número 4 y es una apuesta personal de Rafael Mateos. «Fuimos compañeros de clase en la universidad, y es una petición que le he hecho al partido», afirmó el candidato a la alcaldía tras hacerse pública la lista.

El número 5 es para José Ángel Sánchez Juliá, nuevo en la candidatura pero no en la política, ya que actualmente es diputado regional y en el PP ocupa el cargo de vicesecretario provincial de organización. Un perfil parecido presenta Emilio Borrega, colocado en el número 8. Esta legislatura ha sido concejal en Alcántara, y a mediados de 2017 presentó su renuncia como diputado provincial. Es el portavoz del PP en la provincia de Cáceres.

Sí es un rostro totalmente nuevo en política el de Carla Nascimento, número 7. La portuguesa se acaba de retirar como jugadora profesional de baloncesto en el Al-Qázeres.

La relación de nombres del PP a las municipales se completa con Eva María Díaz Ciborro (11) -los populares obtuvieron 11 concejales en los últimos comicios-, Pedro Cabezas Generoso (12), Esther Bellvert Mérida (13), María Ángeles González Granados (14), Rufino Sánchez Pascua (15), Jesús Bermejo Sánchez (16), María del Carmen Sánchez Sanabria (17), Encarna Solís López (18), Lucas Barbero Huertas (19), María Donaire Portillo (20), Juan Narciso García-Plata (21), María Caleya Cortés (22), Juana Mangut Muriel (23), Martín Luis Torres González (24) y Antonio Pedrera Leo (25). Van como suplentes Antonio Ricardo Cortés Barroso, María Juliana Cerro Blasco y Antonia López Pedrazo.

Rafael Mateos dijo que la presencia en la candidatura de varios de los nombres que ya se habían confirmando antes de conocerse la renuncia de Nevado se debe a que «es la lista del PP, no la de una persona en concreto», si bien reconoció como «apuesta personal» suya la incorporación de Elena Manzano.

En relación a la salida de nombres importantes del actual gobierno, aseguró que ha sido a petición de los propios interesados en los casos de Valentín Pacheco, Montaña Jiménez y Raúl Rodríguez, mientras que Laureano León va como número tres por Cáceres a la Asamblea de Extremadura. Elena Nevado será la número seis.

Cabe recordar que Valentín Pacheco lleva en el Ayuntamiento con Elena Nevado desde que se convirtió en alcaldesa, y llama también la atención la caída hasta el número nueve del que era su mano derecha, Pedro Muriel.

Rafael Mateos indicó que con esta candidatura se buscaba «experiencia en la gestión municipal», pero también «juventud».

Por su parte, Elena Nevado afirmó antes de conocerse la lista completa que «lo importante para Cáceres es el proyecto del PP, y no quién lo lidera». También había avanzado la alcaldesa que la candidatura de Mateos incluiría nombres del actual gobierno, algo que la alegra «enormemente», según dijo.

El candidato del PSOE, Luis Salaya, considera que el PP cacereño está «como pollo sin cabeza» ante las «pésimas» perspectivas electorales que, a su juicio, tiene para el 26-M.