Toni Bright: «Mucha gente me pide que les diga el número del Gordo de Navidad»

Toni Bright: «Mucha gente me pide que les diga el número del Gordo de Navidad»

El mentalista presentará el sábado en Cáceres su espectáculo en el que, entre otras cosas, ‘contacta’ con espíritus

Sergio Lorenzo
SERGIO LORENZOCáceres

Toni Bright se ríe cuando se le pregunta si la gente le pide mucho saber cuál será el próximo número del Gordo de Navidad. «Es de las cosas que más me piden, y yo siempre digo a la gente que me lo pregunta que lo más importante en la vida no es el dinero. Otras cosas que me piden es cómo hacer desaparecer a su suegra, o me preguntan que cómo ando de un lado para otro, cuando podía hacerme millonario en los casinos».

Al mentalista le va bien recorriendo España de teatro en teatro, en muchos de los cuales se agotan las entradas al poco de anunciar su actuación. No se plantea ni actuar fuera de España, «para qué voy a salir de España si aquí tengo bastante trabajo. Para mí esto de ir de ciudad en ciudad es una locura, pero una locura bonita». El próximo viernes estará en Valladolid, pero el sábado presenta su espectáculo ‘Volver a creer’ en el Gran Teatro de Cáceres. Después se irá a Alicante.

Este mentalista del que poco más se sabe que nació en Elche (no quiere decir ni su edad ni su nombre verdadero), ya estuvo el año pasado en Cáceres. «El cacereño es un público muy bueno, y para esta vez traigo cosas nuevas. No es el mismo espectáculo». Actuará el sábado a las ocho y media de la noche, con precios que oscilan desde los 12 a los 18 euros. El martes ya estaban la mitad de las entradas vendidas.

Toni Bright se autodefine como un mago de la mente, «no soy un mago, no hago juegos de cartas, ni parto a nadie por la mitad. Mi baraja de cartas es la mente».

Tampoco hace hipnosis. A él le gusta dejar a la gente boquiabierta al verle doblar cucharas o tenedores, mover objetos con el poder de la mente, leer la mente del público, o incluso haciendo aparecer duendes o contactando con espíritus. «Lo de ‘contactar’ con espíritus, lo de contactar con comillas, quizás es lo que más sorprende a la gente».

Sin compinches

Él realiza un espectáculo muy participativo, «colaboro bastante con los espectadores, en cada espectáculo suelen participar unas 20 personas del público, que se lo pasan bien. El 95% de las personas a las que les pido que me ayuden lo hacen sin problemas». Recalca que en su espectáculo no hay compinches, gente que forme parte del espectáculo que se haga pasar por una persona ajena, «no hay nada amañado con otras personas».

Dice que saca a espectadores sentados en cualquier parte de la sala y que cuando da la mano a un voluntario ya sabe un poco cómo es esa persona.

Sobre cómo aprendió a ser mentalista, él dice que es totalmente autodidacta. «Lo que sé, lo he aprendido por mí mismo. Han sido muchas horas delante del espejo, trabajando».

No le gusta aventurarse a predecir cosas que van a suceder; pero en el año 2013 dijo que su equipo preferido, el Elche, subiría esa temporada a primera división y acertó, y lo dijo al empezar la temporada. Habrá que estar atentos por si en Cáceres se atreve a decir , al menos los últimos números del próximo Gordo de la Lotería de Navidad.

Fotos

Vídeos