Hoy

Solicitan al Consistorio convertir la cárcel vieja en un espacio de memoria histórica

  • La Asociación Memorial en el Cementerio de Cáceres también propone la colocación de una placa en el Ayuntamiento con los nombres de los concejales y de los trabajadores municipales que fueron asesinados en la Guerra Civil

Convertir la vieja cárcel un espacio de memoria histórica así como la eliminación de todos los símbolos franquistas de la ciudad son algunas de las peticiones que hace al Ayuntamiento la Asociación Memorial en el Cementerio de Cáceres (Amececa), que indica que el Consistorio ha confirmado su disposición a eliminar del callejero los nombres que quedan con referencias a la dictadura franquista, según informa Efe.

La asociación se ha reunido con el concejal de Cultura, Laureano León, a quien ha expuesto sus propuestas, entre las que se incluye también el traslado de la Cruz de los Caídos de la Plaza de América. El colectivo también propone la colocación de una placa en el Ayuntamiento con los nombres de los concejales y de los trabajadores municipales que fueron asesinados en la Guerra Civil. También ha planteado nombrar una plaza o calle que recuerde a los, al menos, cinco cacereños enviados a campos nazis en la II Guerra Mundial.

Según el colectivo, León aceptó la eliminación de los nombres franquistas del callejero y el correcto mantenimiento del monumento memorial del cementerio y se comprometió a averiguar si el Ayuntamiento tiene alguna competencia sobre la vieja cárcel. También ha aceptado el concejal retirar las placas del antiguo Instituto Nacional de la Vivienda (que utilizaba la imagen del yugo y las flechas) fijadas todavía algunas portadas de edificios. Sobre la Cruz de los Caídos, «nos apuntó su complejidad y la necesidad de someterlo a estudio», según señala Amecea en un comunicado, el que indica también que ha propuesto la creación de una oficina municipal de atención a los familiares de las víctimas de la represión franquista en Cáceres.