Badajoz descubre el coche eléctrico

Una mujer en el interior de uno de los vehículos Tesla expuestos en Conquistadores. :: j. v. arnelas/
Una mujer en el interior de uno de los vehículos Tesla expuestos en Conquistadores. :: j. v. arnelas

El segundo encuentro de vehículos enchufables seduce a decenas de pacenses

Miriam F. Rua
MIRIAM F. RUA

Adiós al rugido de lo motores. Las concentraciones de los coches del siglo XXI son silenciosas. Ni huele a goma quemada ni seducen por el sonido que produce pisar el acelerador a fondo. Los que atraen todas las miradas ahora son los vehículos que emiten cero ruidos. Muchos pacenses pudieron descubrir ayer qué es eso de la movilidad sostenible. Lo hicieron poniéndose al volante de coches enchufables que hasta hoy estarán expuestos en la plaza de Conquistadores, dentro del segundo encuentro ibérico de vehículos eléctricos.

La experiencia es singular. Frente al coche convencional, el eléctrico es un ordenador con ruedas que, además de no hacer ruido, tampoco da mucho ruido. Necesitan poco taller porque no precisan, por ejemplo, ni de cambio de aceite ni de agua. Y el capó en lugar de alojar el motor es un espacio más de maletero.

A estos detalles, se suman otras razones de más peso para subirse al carro del vehículo eléctrico. Emite cero emisiones, por lo que es un aliado para reducir los efectos del cambio climático, y gasta poco, apenas se necesita un euro para recorrer 100 kilómetros (frente a los 6 o 7 euros de un coche de combustión).

Desde Mérida y Elvas partirá hoy una caravana silenciosa que terminará en la Plaza Alta

En el otro lado, los frenos por los que aún no se ha extendido: su precio (en torno a 6.000 euros más caro que un modelo similar de un coche convencional), la autonomía limitada y la falta de infraestructura para las recargas de la batería. Unos peros que tienen los meses contados, según los expertos en movilidad eléctrica. Rafael Cuenca, coordinador del encuentro y vicepresidente de Car-Ex (el cluster que está trabajando en la movilidad eléctrica de Extremadura), aconseja esto: «Es el momento de comprar un vehículo eléctrico si nos movemos solo por ciudad, si lo queremos para viajar entre ciudades hay que esperar a finales del próximo año, que es cuando la infraestructura estará totalmente desplegada».

Ahorro y ecología

Javier Pilar tiene planteado pasarse al coche eléctrico dentro de tres años. Este vecino de Puebla de la Calzada confirmó ayer su intención de renovar su Passat de motor diésel. Lo decía montado en un Tesla, los coches estrellas del encuentro. «Tras probar algunos coches, me he convencido de que merece la pena cambiarlo. He calculado que me ahorraría unos cinco euros cada cien kilómetros, pero no solo quiero comprarme un eléctrico por esto, también por razones ecológicas».

La incursión de mucha gente en el mundo de los coches eléctricos está siendo a través de los llamados vehículos de movilidad personal: los patines, bicis y segway. Tanto es así que el Ayuntamiento de Badajoz ya ha anunciado que va a hacer una ordenanza para regular su uso. La plaza de Conquistadores fue ayer un circuito de prueba de todos ellos.

Esther Blanco llegó a buscar una bicicleta eléctrica con pedales, montada en la bicicleta eléctrica sin pedales que compró para sus hijas. «Vivo más allá del Corazón de Jesús, mis hijas aún no tienen carnet de conducir y al día iba y venía a Badajoz ocho veces. Por eso me decidí a comprarles las bicicleta eléctrica y estoy muy contenta. El único inconveniente son los pinchazos».

J. V. Arnelas

Esta pacense es una convencida del vehículo eléctrico. Desde hace diez años quiere jubilar su coche de gasolina por uno enchufable pero -reconoce- «el precio no me lo permite».

A la cabeza de la movilidad eléctrica en Extremadura se están poniendo las administraciones. La Junta ha anunciado un plan de impulso, el Ayuntamiento de Badajoz apuesta por los autobuses eléctricos y la Diputación va a repartir de aquí a diciembre 200 coches eléctricos entre todos los municipios de la provincia y va a crear una red con 30 puntos de recarga.

Precisamente, la Diputación expone en este Encuentro dos de los modelos de coche que han elegido los ayuntamientos. Con un scalextric como gancho, el responsable de eficiencia energética de la institución provincial, Martín Cobos, defendió que quieren llamar la atención de los niños porque «son lo que dentro de quince años conducirán un vehículo eléctrico».

Hoy continúa el Encuentro y además de la exposición de vehículos habrá una caravana silenciosa que partirá de Elvas y Mérida y que llegará a las 12 de la mañana a la Plaza Alta.

 

Fotos

Vídeos