El número de delitos y denuncias bajan un 2,6% en el último año

Participantes en la Junta Local de Seguridad de ayer. :: f. h./
Participantes en la Junta Local de Seguridad de ayer. :: f. h.

El subdelegado del Gobierno subraya que Villanueva es «de las ciudades más seguras de la región»

FRAN HORRILLO

Villanueva de la Serena es una ciudad segura y los delitos siguen en línea descendente. De hecho, el número de delitos y denuncias bajaron en el último año un 2,6%.

Esta es una de las principales conclusiones que se pueden extraer de la Junta Local de Seguridad que se celebró ayer en el Ayuntamiento villanovense, que contó con la presencia de representantes las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, bomberos, Protección Civil, así como del subdelegado del Gobierno, Francisco Alejandro Mendoza, el vicealcalde, Luis Solís, además de los concejales de Festejos, Seguridad Ciudadana e Igualdad.

En la junta local se analizaron los datos relativos a los índices de delitos que hay en Villanueva. La ciudad, subraya el subdelegado, es «de las más seguras de la región». Tiene, un índice de delitos muy bajo y aún así, el número de delitos y denuncias se ha reducido en el último año en un 2,60%; con una bajada de más de 9,70% en los delitos leves.

A ello hay que sumar que el porcentaje de resolución de delitos ha subido respecto a 2018. Unas cifras que ratifican, según Mendoza, que el trabajo conjunto y coordinado de todas las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado contribuye a estos buenos datos.

En esta reunión, además, se ha perfilado el dispositivo de seguridad de cara a las próximas fiestas patronales de Santiago y Santa Ana que se inauguran el martes 23 de julio y que se prolongarán hasta el domingo 28, concentrando a miles de personas que tienen a las fiestas villanovenses como un referente.

Cada cuerpo policial aportará un total de 100 servicios cada uno de ellos, de cara a aportar en la coordinación y colaboración entre ellos para garantizar el tráfico, la seguridad ciudadana y otros elementos que se tienen en cuenta en concentraciones multitudinarias de este tipo.

Control del tráfico

La Policía Local se centrará en el control del tráfico dentro del casco urbano y también participará en la seguridad ciudadana en momentos puntuales que haya mayor afluencia de personas. Por su parte, la Policía Nacional se centrará en el grueso de la seguridad ciudadana, y la Guardia Civil en control de tráfico en los accesos de la ciudad.

Los tres cuerpos también prestarán especial atención a los controles de alcohol y otras sustancias; sin olvidar la campaña que se realizará para sensibilizar y concienciar sobre la necesidad de respetar a las mujeres para evitar agresiones sexuales en las fiestas.