El juez recibe los ordenadores del PP que usaba Bárcenas y ordena su volcado y peritaje

El extesorero aseguró que uno de los dos contiene una copia de la contabilidad B de los populares que investiga Pablo Ruz

MATEO BALÍNMADRID.
El juez Pablo Ruz a su salida de la Audiencia Nacional. ::
                             VÍCTOR LERENA/
El juez Pablo Ruz a su salida de la Audiencia Nacional. :: VÍCTOR LERENA

Un empleado de los servicios jurídicos del PP entregó el lunes en la Audiencia Nacional los dos ordenadores del partido que usaba Luis Bárcenas en su despacho de la sede nacional del partido en Madrid. Cumplía así con la orden dictada por el juez Pablo Ruz el pasado viernes, después de que la defensa del extesorero reclamara su confiscación. La intención era cotejar su contenido con el soporte informático que Bárcenas dio al juez con la supuesta contabilidad secreta de los populares.

Pero antes de comparar estos archivos, el juez ha tramitado primero la entrega de los ordenadores, que han sido precintados y han quedado bajo custodia del secretario judicial del Juzgado Central de Instrucción número 5, cuyo titular es Pablo Ruz. Según fuentes jurídicas, la información contenida en los dispositivos será volcada la próxima semana en una diligencia en la que podrán estar presentes las partes personadas en la causa, incluido el propio Bárcenas si así lo pide su defensa y lo acepta el juez.

Después el contenido será sometido a un análisis pericial para verificarlo con la información que el abogado del extesorero facilitó el 15 de julio en una memoria electrónica. En caso de que se trate de los mismos datos, el juez ya dispondrá de dos soportes distintos con la supuesta contabilidad en B que manejaba el PP, y que el propio Bárcenas reconoció en su declaración judicial de julio. Su entorno ya ha anticipado que en uno de los ordenadores está almacenada la copia informática de sus manuscritos secretos.

Sin embargo, la incógnita es saber si esos datos podrían haber sido borrados, aunque se cree que los peritos pueden rastrear un hipotético formateo del disco duro. A finales de enero pasado, el PP cambió la cerradura de su despacho y el imputado no pudo recoger sus ordenadores. La propia secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, aseguró en su declaración como testigo del 14 de agosto que los dos dispositivos estaban en la sede nacional del partido.

Comida con Arenas

Por otra parte, la acusación popular en nombre del Observatori DESC reclamó ayer al juez Ruz que Bárcenas entregue todo «soporte documental» de sus reuniones con dirigentes del PP. En concreto se trata de los billetes de AVE con los que el extesorero se habría desplazado a Sevilla el 14 de diciembre de 2012 para comer con Javier Arenas, una reunión en la que Bárcenas, según su testimonio, informaba al vicesecretario general del PP, al que le unía una vieja amistad, de que en breve se iban a descubrir las cuentas suizas. Además, la acusación reclama cualquier otro soporte documental, como la factura, de aquella comida. Arenas dijo no recordar qué asuntos trataron en aquella reunión.

Durante el interrogatorio a Arenas, el abogado de Bárcenas, Javier Gómez de Liaño, avisó al dirigente del PP con que podía hacerse pública la grabación de dicha reunión y reconoció que su cliente «conserva los billetes de AVE».

En el escrito también se requiere «cualesquiera otros soportes documentales» que existan sobre otras reuniones mencionadas en los «diversos interrogatorios practicados el pasado 13 y 14 de agosto de 2013». Es decir, los mantenidos con Cospedal, los ex secretarios generales Francisco Álvarez-Cascos y Javier Arenas, así como el exgerente Cristóbal Páez y el cajero Antonio Ortiz. Además, la acusación popular solicita «audio, vídeo u otros documentos que pudiese tener de cualquier otra reunión, hecho, participación o actividad, que sea relevante para este procedimiento».