'Scalebound', el juego «más ambicioso» de Platinum Games

Drew, junto a su dragón./
Drew, junto a su dragón.

El laureado estudio afronta su mayor reto hasta la fecha con su primer juego en exclusiva para Xbox One, un juego de rol y acción ambientado en un mundo abierto lleno de dragones y criaturas misteriosas

IKER CORTÉSMadrid

Parece que la viabilidad de Platinum Games, de aquí a unos años, está más que asegurada. El estudio japonés deambulaba por esa fina línea en la que descansan las producciones de calidad indiscutible que no acaban de despuntar en ventas. Tras haber salvado la papeleta de 'Metal Gear Rising: Revengeance' (2013) -el juego de Konami estaba condenado al fracaso, así que pidieron al estudio que lo rehiciera-, Nintendo se dio cuenta de su potencial y, cuando parecía que la desarrolladora estaba al borde del colapso, le propuso abordar 'Wonderful 101' (2013), 'Bayonetta 2' (2014) y, ahora, 'Star Fox Zero', todos ellos para Wii U. Desde entonces, contar con un juego de este estudio en tu consola es un indicativo de que, al menos, hay alguna cosa que se está haciendo bien.

Más información

En Xbox One esa cosa es 'Scalebound', el nuevo juego de Hideki Kamiya. El título se presentó con un 'teaser' en el E3 de Los Ángeles de 2014, pero ha sido en la Gamescom de Colonia, que echará el cierre este domingo, donde se han podido ver los primeros fragmentos jugables. "Es el juego más ambicioso de nuestra historia y algo muy distinto a lo que solemos hacer", afirma un sonriente Kamiya en la presentación a puerta cerrada. ¿Por qué dice esto? Pues porque es el primer 'action RPG' -así se llama a los juegos de rol y acción- que afronta la compañía, famosa por desarrollar títulos de acción frenética con mecánicas muy pulidas y medidas. Será, pues, un mundo abierto que el jugador podrá explorar a su antojo.

El juego se centra en la relación entre un joven llamado Drew y su dragón, Thuban, y la demostración arranca con Drew a lomos del animal sobrevolando el mundo fantástico de Draconis. Todo huele a diseño típicamente japonés: la chulería del personaje -se pone los auriculares momentos antes de empezar el combate-, los vivos colores del escenario, las islas suspendidas en el aire... "Esto es un fragmento muy pequeño. Queremos mostraros fundamentalmente el combate, pero el universo será enorme", avisa Kamiya.

Pronto se ve que el dragón actúa por su cuenta y que Drew puede dar ciertas órdenes para que ataque a unos u otros enemigos mientras él mismo reparte espadazos a diestro y siniestro. La ejecución de combos rellena una barra que marca el llamado 'pulso', algo así como la 'fuerza' en 'La guerra de las galaxias', que permite al personaje transformarse, durante un tiempo limitado, en una suerte de dragón humano capaz de aguantar mejor los golpes recibidos y con una potencia de ataque más fuerte. A lo largo del título, el jugador irá recolectando todo tipo de armas -se van desgastando con el uso- y gemas que le permitirán mejorar el dragón y cambiar sus colores, conseguir armaduras, cambiar los colores de su piel... En definitiva, controlar la evolución del animal. Resulta destacable también que contra los enemigos más potentes del título, el juego dará opción a que los jugadores unan sus fuerzas en una opción de multijugador cooperativo.

Habrá fragmentos del juego en los que, debido a una estructura concreta del escenario -espacios muy pequeños y angostos, por ejemplo-, el dragón no participará en el combate. Precisamente ese es quizá el mayor reto al que se enfrenta ahora Platinum Games, el de llenar el escenario de vida. Puede que fuera por la escala a la que suceden las cosas -tu dragón es enorme y la cámara permanece más alejada de lo habitual- pero la primera impresión de este minúsculo fragmento en esta versión del juego tan temprana que aún da tirones -no tantos como se vio durante la presentación del juego en la conferencia, eso sí- es que el entorno está vacío, así que habrá que ver si una Platinum Games tan llena de proyectos como parece estar -además de 'Scalebound' y 'Star Fox Zero', el estudio está desarrollando 'Transformers: Devastation', 'Nier' y 'Project Guard'- puede conseguirlo.