Roscas y cordones para celebrar San Blas el 3 de febrero, y la romería el día 4

.

La festividad de San Blas, que tendrá lugar el próximo sábado 3 de febrero, se celebrará en la localidad con las habituales tradiciones. El pasado jueves, día 25, San Benito y San Blas llegaron al pueblo, en su único traslado anual hasta la parroquia, para realizar el novenario. Permanecerán en el municipio hasta la mañana del 4 de febrero, día en el que se celebrará la romería en las inmediaciones de su ermita (a cinco kilómetros del municipio).

El día anterior, está previsto el reparto de las roscas. Cada año alrededor de 1.800 piezas de este pan característico y centenares de cordones de San Blas son vendidos en la localidad. La bendición se llevará a cabo, como cada año, en los soportales de la plaza de España a las 9 horas. Tras ser bendecidas por el párroco, los integrantes de la Hermandad pondrán a la venta las roscas durante toda la mañana. La costumbre es que los padrinos adquieran este pan para regalarlo a sus ahijados. Todo el pueblo come roscas de San Blas ese día, y muchos casareños residentes en otras ciudades piden a sus familiares que las congelen para cuando regresan al pueblo. Tampoco faltarán los típicos pirulíes, el dulce más esperado de febrero.