14 jóvenes trabajan en su inserción laboral y educativa en Navalmoral

Participantes y autoridades tras la entrega de diplomas. :: M.A.M./
Participantes y autoridades tras la entrega de diplomas. :: M.A.M.

M. A. M.

Trabajar en una reorientación que les ha permitido adquirir habilidades sociales, seguridad en sí mismos, motivación, capacidad de trabajo en equipo y resolución de conflictos, además de fomentar su creatividad, son algunas de las competencias que durante un año han trabajado 14 adolescentes en riesgo de exclusión.

Se trata del programa 1 del Proyecto Ítaca, promovido por la Asociación de Universidades Populares de Extremadura (Aupex) en colaboración con la Consejería de Educación, el Sexpe y el Ayuntamiento, que acaba de concluir con la entrega de diplomas a los participantes. Al acto asistieron la orientadora del curso, Sonia Hernández; el concejal de Jóvenes moralo, Iñaki Rodríguez; y director del Sexpe moralo, Francisco Javier González, entre otros. Desde el Consistorio destacan que Hernández «ha estado inculcando valores y capacidades durante doce meses» a un alumnado al que calificó de maravilloso.

Por su parte, Rodríguez dio la enhorabuena a los alumnos que han superado con éxito «el reto de prepararse para su inserción en la sociedad», recordando que cerca de dos tercios de la población actualmente empleada está llevando a cabo trabajos que no tienen nada que ver con lo que habían estudiado. «Lo importante es detectar qué te gusta y qué se te da bien para poder dedicarte a ello profesionalmente», subrayó, ofreciéndoles para ello toda la ayuda que estuviera en su mano.

Para concluir el concejal agradeció al Sexpe, a la Junta y a Aupex su «apuesta por un proyecto de educación no formal que enseña cuestiones que la educación formal pasa por alto y son esenciales, como por ejemplo, inocular seguridad para enfrentarse a los retos que la vida les ponga por delante».