Un bando prohíbe el botellón en carnaval en la zona peatonal

Ambiente en el peatonal durante las fiestas de carnaval. :: MAM/
Ambiente en el peatonal durante las fiestas de carnaval. :: MAM

La alcaldesa lo justifica por cuestiones de seguridad y por los incidentes vividos el lunes festivo del 2016

MIGUEL ÁNGEL MARCOS

Un bando de la alcaldesa, Raquel Medina, prohíbe expresamente la celebración de botellones en las zonas peatonales de las calles Antonio Concha y Urbano González Serrano durante el Carnaval.

En el bando se dice que desde hace unos meses viene trabajando el conjunto de los moralos y moralas para volver a tener «un gran Carnaval, poniendo todo el empeño del mundo para que nuestra fiesta grande se viva y disfrute en la calle, dando a Navalmoral un colorido increíble durante todos los días de celebración».

Asimismo se apunta que del 24 de febrero al 1 de marzo visitarán la población numerosos vecinos de otros puntos de la geografía nacional, teniendo la oportunidad de volver a hacer efectiva «nuestra hospitalidad, así como de exponer la creatividad y emociones de las peñas y del conjunto de pueblo moralo».

De ahí las normas que ha dictado la alcaldesa para que el disfrute de unos «no interfiera en los derechos de otros y para que nuestra fiesta siga siendo motivo de ilusión y vivencia intergeneracional».

La primera es que se podrá autorizar el establecimiento de barras, vinculadas al local, en el exterior de los bares, «siempre que así sea solicitado, limitándose al espacio de concesión de terrazas».

Dicha autorización solamente se concederá en aquellos lugares que no supongan un problema de seguridad o circulación para las personas o los vehículos y únicamente desde el viernes 24 al miércoles 1 de marzo, con el horario y las restricciones establecidas. Además, los establecimientos serán responsables de la limpieza del entorno afectado al final de cada jornada.

Para terminar, se señala que, por cuestiones de estricta seguridad, «y teniendo presente los incidentes vividos el lunes del pasado carnaval, así como los perjuicios causados a los establecimientos y residentes del entorno», queda expresamente prohibido el botellón en los tramos peatonales de las calles Antonio Concha y González Serrano. La alcaldesa aclara que se refiere a los «asentamientos que se pudieran producir en esas ubicaciones por particulares de forma continuada con botellas o envases similares, no suministrados por los establecimientos de hostelería autorizados para la dispensación de bebidas alcohólicas».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos