De patrullar a pie, a hacerlo en coche eléctrico

David Lucio Gómez es el policía local que pilota el coche eléctrico de La Codosera./HOY
David Lucio Gómez es el policía local que pilota el coche eléctrico de La Codosera. / HOY

La Diputación de Badajoz ha invertido siete millones de euros en acercar este vehículo a todos los municipios

Daniel Lucio Gómez tiene 36 años y es natural de La Codosera, una localidad pacense de 2.131 habitantes según recoge el último dato del Instituto Nacional de Estadística. Cada día desde hace ocho años se enfunda el uniforme de Policía Local y se dedica a realizar las funciones propias de un agente en un pueblo: coordinar la entrada y salida de los niños del colegio, ejecutar tareas administrativas del ayuntamiento y por supuesto, patrullar las calles por si algún vecino necesitase de su presencia. Hasta hace muy poco, todas estas labores las realizaba a pie, ya que La Codosera no ha tenido nunca un vehículo policial. «Aunque este municipio no es muy grande, si me llamaban por alguna urgencia y estaba en el otro lado del pueblo, andando tardaba en llegar», confiesa Daniel.

Pero tras ocho años de caminatas, el pasado 25 de octubre el coche policial por fin llegó. Lo hizo sin hacer ruido y sin emitir gases contaminantes, ya que era un Renault Zoe totalmente eléctrico entregado por la Diputación de Badajoz dentro del Plan de Movilidad de Vehículos Eléctricos en Municipios (Movem). El vehículo ha sido equipado para las necesidades de un agente: lleva un botiquín, un extintor, o una manta ignífuga, entre otros objetos. Incluso está preparado para una persecución, ya que alcanza las mismas velocidades que un diésel. Tarda aproximadamente cinco horas en cargar y tiene una autonomía real de 300 kilómetros por lo que Daniel, que es la única persona que lo conduce, revela que le dura la carga una semana entera. Al igual que en un vehículo térmico (gasolina o diésel), la velocidad, la pendiente de las carreteras recorridas, el estilo de conducción y el uso de calefacción o de climatización, influyen en la autonomía. Pero el uso que se le da a este Renault Zoe es principalmente urbano.

Daniel no oculta su sorpresa ante lo bien que responde este vehículo. «Estamos muy contentos con él y a mí personalmente me ha sorprendido mucho», indica. El Renault Zoe está equipado con una caja de cambios automática y su mantenimiento es diferente, ya que no tiene aceite o correa de distribución, entre otros. «Es moderno, cómodo y muy fácil de conducir», manifiesta el agente. En apenas un mes y tres semanas ya le ha hecho 800 kilómetros (lo trajeron de Villanueva de la Serena). Los codoseranos se muestran asombrados ante esta nueva adquisición. «De no tener coche policial, a tener uno eléctrico, hay un gran paso. De hecho, muchos se quedan mirando cada vez que paso y con otros, los más despistados, hay que tener cuidado porque no hace ruido», cuenta Daniel entre risas.

La intención de la Diputación de Badajoz es dar a conocer el vehículo eléctrico entre los ciudadanos y servir de ejemplo de modelo sostenible. Para ello, ha invertido seis millones de euros en la compra de vehículos enchufables, ya que el área de Desarrollo Sostenible de la institución provincial pretende que en cada pueblo pacense haya un automóvil eléctrico para cubrir servicios municipales. De hecho, hoy viernes 14 de diciembre tendrá lugar una de las dos entregas con mayor volumen de coches y es que se proporcionarán 67 modelos Nissan Leaf. La siguiente será el próximo 20, día en el que 66 Nissan eNV200 llegarán dispuestos a rodar por los municipios asignados y a contribuir contra el cambio climático.

Red inteligente de puntos de recarga en la provincia pacense. ::
Red inteligente de puntos de recarga en la provincia pacense. :: / DIPUTACIÓN DE BADAJOZ

Por otra parte, pero dentro también del plan MOVEM, la Diputación de Badajoz ha hecho una inversión de un millón de euros en la creación de una red inteligente con 30 puntos de recarga (electrolineras) situados en las vías o en aparcamientos públicos. El objetivo es disponer de una estación de carga eléctrica a menos de 35 kilómetros de cualquier municipio de la provincia pacense, donde también habrá un punto de recarga para alimentar el vehículo municipal. Francisco Farrona, diputado del área de Desarrollo Sostenible de la institución provincial, se muestra optimista con las predicciones y no duda en dar fechas. «En el segundo semestre del 2019 estarán instaladas todas las electrolineras», augura.

Farrona explica que actualmente no existe ninguna provincia en toda España que tenga esta red de tecnologías de última generación respetuosas con el medio ambiente. Así, la Diputación de Badajoz se colocará a la cabeza en la instalación y gestión de este tipo de infraestructuras públicas. Su presidente, Miguel Ángel Gallardo catalogó este proyecto como «muy ambicioso»y dijo que el propósito del mismo es «que cualquier ciudadano que tenga un coche eléctrico pueda viajar por la provincia de Badajoz en un espacio seguro sin ningún tipo de incidencia».

Daniel Lucio Gómez puede ahora presumir de que la policía local de La Codosera jamás ha contaminado los cielos extremeños: antes porque patrullaba a pie, y ahora, porque lo hace en un coche eléctrico.Quién sabe si en esta historia real se inspirará un escritor o escritora algún día para componer una novela policíaca del próximo siglo.