Las obras en el hospital de San Miguel de Zafra revelan restos del siglo XV

Uno de los técnicos revisa la pequeña alacena. :: a. m./
Uno de los técnicos revisa la pequeña alacena. :: a. m.

El proceso de limpieza de escombros ha permitido hallar la ubicación de una pequeña alacena y restos de un mural

ANA MAGRO

Las obras que ya se están acometiendo en el edificio del hospital de San Miguel, en concreto el proceso de limpieza de escombros, han puesto al descubierto una pequeña alacena, que se cree pueda ser del siglo XV, «dada la época del convento, como manifiesta el Santísimo, realizado en madera y con una serie de pinturas al temple», indicaron desde el Ayuntamiento. La ubicación de la alacena permite, además, que pueda ser protegida fácilmente.

Se considera una «pieza fundamental», ya que forma parte del edificio original, arrasado, «por lo que se debe mantener y poner en valor, para que se pueda conocer cómo era la vida cotidiana en este lugar y en la ciudad», aseguraron.

La técnica a la que ha sido sometida la alacenilla para su mantenimiento, según explicaron desde el Consistorio, consiste en la fijación de la capa pictórica en la tabla, mediante una espátula caliente y con rayos infrarrojos, de manera que cuando ya se encuentre rehabilitado el edificio, se procederá a la restauración y la reintegración cromática de la tabla.

Los restauradores han realizado una inspección ocular, encontrando también restos de pinturas murales en un arco, de color añil y con formas geométricas, que también podrían datar del mismo periodo y que se procederá a su restauración posteriormente.

El alcalde zafrense, José Carlos Contreras Asturiano, junto a los concejales Nieves Peña y Julián de la Rosa; el profesor de la Universidad de Sevilla Francisco José Sánchez Concha, que actualmente dirige la VII Campaña de verano de restauración y el técnico en restauración Nolasco Alcántara visitaron el edificio.