Una ITV móvil arruina la paz del balneario de Alange en pleno puente

Tractores, remolques y camiones, ayer, junto al hotel Aqualange y el reputado balneario. /Hoy
Tractores, remolques y camiones, ayer, junto al hotel Aqualange y el reputado balneario. / Hoy

La presencia de una ITV móvil para revisar vehículos junto al espacio termal de Alange solivianta a clientes y hosteleros

Celestino J. Vinagre
CELESTINO J. VINAGRE

Lo que parecía un escenario imposible de mejorar se convirtió este viernes en Alange (1.850 vecinos, a 21 kilómetros de Mérida) en una jornada de tormento para los que vinieron a buscar descanso y tranquilidad. Todo porque, al lado de su gran pantano, con sus termas romanas Patrimonio de la Humanidad, su famoso balneario y su majestuoso hotel de cuatro estrellas, Aqualange, repleto de clientes (172 plazas), el ruido se adueñó de la explanada que está a poco más de veinte metros del complejo de turismo termal.

Poco antes de las nueve de la mañana, en un puente festivo del Pilar que está generando notables índices de ocupación hotelera en Extremadura, también en Alange, una ITV móvil empezó a pasar revisión a tractores, remolques, camiones y otra maquinaria pesada. Antes de las nueve de la mañana y durante varias horas. Ruido continuo de motores y también contaminación debido a la combustión de carburantes al lado de un envidiable espacio de ocio y descanso publicitado por todo el país.

Una desagradable realidad no solo para las 172 personas que ocupaban Aqualange sino también para otros dos centenares de turistas distribuidos por las 400 plazas hoteleras que ofrece este municipio situado a un paso de la capital de Extremadura.

La presencia de esa unidad móvil de la Inspección Técnica de Vehículos en una explanada en la que también se suele poner la Feria y se desarrollan otras actividades revolucionó no solo el paisaje. El malestar era palpable entre los clientes y responsables del hotel y el balneario.

«No podemos vender un turismo de relax y balnearios y poner una ITV móvil junto a ellos en pleno puente», subraya Chiralt

Fernando Fernández-Chiralt, director de Aqualange, no escondía su indignación. «No hay derecho a que la gente que viene a disfrutar de lo que le ofrecemos se encuentre con esto. No hay derecho», clamaba. «El problema ya no es solo por los que han venido sino por la imagen que trasladamos. Estamos haciendo un esfuerzo enorme en Extremadura por vender turismo de relax, turismo de balnerarios... y nos encontramos en pleno puente tractores y remolques pasando la ITV al lado del hotel y del balneario», enfatizó.

Fernández-Chiralt entiende que no puede haber una «descoordinación tan evidente» dentro de la misma Administración que propicie situaciones como las de ayer. «Por un lado, desde Turismo (la dirección general que dirige Francisco Martín) se está vendiendo el producto turístico de Extremadura como destino termal, con las ventajas que eso ofrece, pero por otra parte la misma Consejería en la que está Turismo decide enviar la ITV móvil en un pueblo como Alange en un día en el que la ocupación hotelera está a tope».

«Estas cosas se propagan rápidamente por las redes sociales, por las páginas especializadas en reservas hoteleras y hacen un daño tremendo. ¿Y luego como cambias eso? Tenemos que cuidar estas cosas porque demasiados problemas tenemos ya en Extremadura con nuestro limitado transporte como para mostrar nuestros encantos turísticos junto a una colección de tractores, remolques y camiones cisternas», remata el director de Aqualange y del balneario alangeño.