«Buscamos ser dueños de nuestras vidas al menos un año»

Estefanía y Jorge, con el mundo entre sus manos. :: delgado/
Estefanía y Jorge, con el mundo entre sus manos. :: delgado

Un joven matrimonio inicia mañana la aventura de dar la vuelta al mundo en doce meses

FELIPE J. DELGADO

Jorge Figueroa y Estefanía Benítez tienen 29 años. Él es de Calamonte y ella de Mérida. Se casaron en mayo tras llevar algunos años en Barcelona ejerciendo como técnicos en importación y exportación. Han decidido dejar su cómoda vida de nómina mensual para embarcarse mañana miércoles en una aventura alrededor del mundo en la que emplearán un año de sus vidas.

¿Por qué decidís embarcaros en esta aventura?

Es simple: nos fuimos del pueblo con 20 años y para estudiar tres meses en Inglaterra que luego fueron tres años. Y luego un máster en Barcelona, donde empezamos a trabajar, que nos permitió volver a viajar de nuevo. Llevamos desde los 20 años trabajando, tenemos nuestros ahorros y dijimos: vamos a ser dueños de nuestras vidas durante un período de tiempo, durante un año, y vamos a hacer lo que más nos gusta: viajar.

¿Cuál es la 'hoja de ruta'?

Salimos mañana de Madrid con dirección a Santiago de Chile. Y a partir de ahí, durante siete meses, y tras unos día en Santiago para aclimatarnos, partiremos en dirección norte, por libre, con la mochila, haciendo dedo, o en autobús, o en trenes, o en vuelos domésticos. lo que surja y visitaremos Bolivia, Perú, Ecuador, Colombia, Brasil, la selva amazónica, Argentina y vuelta a Chile para saltar hasta Isla de Pascua. Luego Nueva Zelanda, Australia y el sudeste asiático (Malasia, Tailanda, Laos Vietnam y Camboya) y de Malasia tenemos un vuelo más o menos cerrado hasta Madrid. Hemos descartado Europa porque ya hemos estado en esos lugares y hemos decidido apostar por Sudamérica, Oceanía y Sudeste Asiático. Pero luego no hay una ruta diaria preestablecida. Pueden seguirnos en sinunrumbofijo.com. Por cierto, seguimos buscando algún patrocinador (risas).

¿Os da miedo, os da vértigo?

Da respeto. Pero no el ir fuera a vivir la experiencia, sino el salir fuera dejando nuestra vida, nuestro acomodo, el trabajo, la casa, una vida confortable. ¿Por qué lo dejas? Por qué te vas a la aventura? Porque lo necesitas para seguir viviendo, porque necesitas algo. Creo que es un error que cometemos cuando nos acomodamos en esa zona de confort y no salimos de ella. Pero hay que hacerlo en alguna ocasión. Hay que marcarse retos, conocer lugares, gentes. te puede ir mal, bien. pero hay que salir: eso es lo que nos mueve.

¿Qué lleváis en la mochila?

Lo justo, lo básico. Todo muy reducido. Un saco de dormir, un neceser, medicamentos básicos, ropa para cuatro o cinco días. y muchas ganas. Primero, tienes que tenerlo claro, saber que vas a dejarlo todo y te vas a lanzar. Lo siguiente, marcar la ruta y ver el presupuesto. Y ver el nivel de vida en cada uno de los países que vas a visitar y ajustarte a ese presupuesto. Y luego, vacunarte, informarte si necesitas permisos. Hay que prepararlo bien. Nuestro presupuesto es de doce mil euros todo incluido: vuelos, estancias, comidas, caprichos. y nos hemos marcado un presupuesto de unos treinta euros diarios por persona.

¿Váis buscando algo? ¿Qué esperáis encontrar?

Vas a encontrarte un poco a ti, es cierto. Saber qué quieres o qué necesitas. Pero sobre todo lo que buscamos es conocer otras culturas, otras formas de entender la vida. Y controlar lo que quieres hacer en cada momento: ser dueños de nuestras vidas durante un año, sin obligaciones de reloj, de trabajo...

Y después, ¿qué? ¿Qué vais a hacer dentro de un año, al acabar?

Después, ya veremos. Tenemos un proyecto para montar aquí. Y a partir de ahí, veremos. Además, el viaje es un poco para eso, para ver qué queremos hacer después. Ahora, viajar.

 

Fotos

Vídeos