Inglaterra dedica un parque temático a la obra del famoso Charles Dickens

LAIA JARDÍLONDRES

A unos tres kilómetros de Chatham, pueblo costero que vio crecer al escritor británico Charles Dickens, abrirá las puertas este fin de semana un parque de atracciones inspirado en la obra del autor que describió como ningún otro la vida de la Inglaterra victoriana. Con un presupuesto de 62 millones de libras (unos 91 millones de euros), Dickens World (El Mundo de Dickens) recrea la pálida iluminación de los callejones de paredes desvencijadas y los canales miasmáticos del Londres agitado por los obreros explotados, los fugitivos, los huérfanos de ambos sexos y los ladronzuelos que llenaron las páginas de ese gran y popular novelista.

Una nave en la abandonada zona portuaria de Chatham, en Kent (sureste de Inglaterra), donde el padre de Dickens trabajó durante años, se ha convertido ahora en parque temático dedicado al universo creado por su hijo, con la lúgubre escuela Dotheboys Hall repleta de pupitres crujientes, surgida de 'La vida y aventuras de Nicolás Nickleby'.

Allí, los visitantes viajarán a uno de los periodos más agitados de la historia de Inglaterra para descubrir «el mejor de los tiempos y el peor de los tiempos», como describió su época el propio Dickens (1812-1870) al inicio de su relato 'Historia de dos ciudades'.

Recreación del Támesis

Una gigantesca y oscura embarcación surcando las sucias aguas de una recreación del Támesis transportará a los visitantes desde las profundidades de las alcantarillas de la capital británica al ajetreado ambiente de las calles, los mercados y las tiendas del Londres de siglo y medio atrás.

Los fantasmas de la casa encantada del avaro Ebenezer Scrooge, surgido de las páginas de «Un cuento de Navidad» (1843), convivirán con los reos de la prisión londinense de Newgate, donde Oliver Twist visitó a Fagin y presenció sus últimos días.

El villano de la banda de Oliver tendrá también su espacio en el nuevo parque temático: será el encargado de entretener a los más pequeños en la Guarida de Fagin, mientras los padres se toman un respiro en la taberna Six Jolly Fellowship Porters, descrita por Dickens en su novela 'Nuestro amigo común'. Los personajes del autor de 'David Copperfield' o 'Grandes esperanzas' cobran vida en el parque gracias a actores pero también a impresionantes robots animados, que figuran ratas nadando en las fangosas aguas del Támesis.

Lo que hace veinte años fue un gran foco de desempleo del sureste inglés por culpa del cierre del puerto será a partir de ahora una atracción de los amantes de la buena literatura.