El Foro de la Inmigración denuncia discriminación hacia los saharauis

Acusa a la Subdelegación del Gobierno de rechazar las solicitudes de residencia pedidas por los saharauis procedentes de los campamentos

E. F. V.BADAJOZ

El Foro de la Inmigración de Badajoz denunció ayer que desde hace más de seis meses la Oficina de Extranjería de la Subdelegación del Gobierno de Extremadura en Badajoz está denegando todas las solicitudes de residencia permanente y residencia temporal inicial por circunstancias excepcionales presentadas por los saharauis que proceden de los campamentos de refugiados.

El comunicado hecho público ayer indica que la Subdelegación alega para rechazar las peticiones que «los certificados que emite la República Árabe Saharaui Democrática no son reconocidos porque no es un estado reconocido por España», un argumento que no comparte el Foro porque «dichos certificados están legalizados por el Consulado de España en Argelia y el Ministerio de Asuntos Exteriores de España».

La nota remitida por el Foro de la Inmigración explica que «estos saharauis fueron españoles de origen y según los artículos 72.3 D) y 45.2 C) del Reglamento de Extranjería, tienen derecho a residir y trabajar en igualdad de condiciones que los españoles».

«A la hora de solicitar su residencia aportan carnet de identidad español, libros de familia, partidas de nacimiento del registro civil español, tarjeta de la seguridad social española -continúa el comunicado-. Eso quiere decir que tienen en su posesión todos los documentos antiguos españoles y, una vez que se lo deniegan, al presentar el recurso por vía contenciosa administrativa, se resuelve favorablemente para el recurrente».

Por este motivo el Foro de la Inmigración de Badajoz pide que se resuelva «este trato discriminatorio e injusto y que se reconozcan sus derechos, igual que al resto de los saharauis que vienen de Marruecos y Mauritania, ya que ellos en realidad son los que sufren y viven el exilio, en condiciones infrahumanas en el desierto debido a la invasión marroquí de su territorio en 1976, una herencia de la colonización española».

El comunicado ha sido firmado por 61 personas pertenecientes a ADRA, Fundación TREMN, Fundación Triángulo, Asociación Extremeña Todos igu@les todos leg@les y Plataforma 0,7%, y a las formaciones políticas Izquierda Unida y Los verdes.