Urbanismo propone eliminar la protección a las 'casas de los Sánchez' de Plasencia

Imagen de las conocidas como las 'casas de los Sánchez' en la avenida Juan Carlos I. :: hoy/
Imagen de las conocidas como las 'casas de los Sánchez' en la avenida Juan Carlos I. :: hoy

El concejal José Antonio Hernández argumenta que el objetivo es «evitar el gasto de dinero público»

ANA B. HERNÁNDEZ PLASENCIA.

Las conversaciones con la propiedad de las 'casas de los Sánchez' están en marcha y el planteamiento inicial del Ayuntamiento es quitar la protección a las viviendas o, lo que es lo mismo, descatalogarlas.

«Estamos estudiando diferentes opciones pero, desde luego, nuestra prioridad es encontrar una solución que no pase por gastar dinero público; por eso nuestra propuesta es descatalogar las casas», adelanta el concejal de Urbanismo, José Antonio Hernández.

No obstante, matiza que de momento es la propuesta municipal y que, aunque las conversaciones con la propiedad ya han comenzado, aún resta la negociación con la tercera parte implicada en la resolución, que es la Junta de Extremadura. «Estamos a la espera de iniciar cuanto antes las conversaciones también con el Gobierno regional», agregó José Antonio Hernández.

Las tres partes deben buscar cómo cumplir con una sentencia judicial que obliga a las dos administraciones a indemnizar a los propietarios de las viviendas, de las tres casas singulares ubicadas en los números 19, 21 y 23 de la avenida Juan Carlos I, junto al acueducto.

Su inclusión en el catálogo se acordó para garantizar que puedan conservar su aspecto actual en el tiempo, dado el interés arquitectónico de unas construcciones levantadas en los años treinta del siglo pasado.

Pero la propiedad recurrió la catalogación, al entender que con la misma se les impide sacar rendimiento patrimonial a sus viviendas, ubicadas en uno de los suelos más valiosos de la ciudad desde el punto de vista inmobiliario. Y primero el Tribunal Superior de Justicia de Extremadura (TSJEx) y después el Supremo les han dado la razón, obligando a Junta y Ayuntamiento, a las dos administraciones que dieron el visto bueno al PGM, a indemnizar a los propietarios para compensarles por el derecho que se les quita.

Los tribunales no fijaron la cuantía de la indemnización, pero sí señalaron que no debía superar el 1.957.948 euros que piden los propietarios, que el abono debía ser de forma solidaria entre Junta y Ayuntamiento, y que en un plazo de cinco meses las partes debían alcanzar un acuerdo.

Este plazo acaba en mayo y las conversaciones para alcanzar el acuerdo han comenzado. El Ayuntamiento espera que la Junta entre cuanto antes en una negociación en la que el Gobierno local propone, como primera opción, descatalogar las 'casas de los Sánchez' y así evitar tener que abonar la mitad -la otra le correspondería a la Administración autonómica- de la indemnización económica que finalmente se fije para los propietarios.