La apertura de la EX-A2 comunicará Don Benito y Villanueva de la Serena con el resto de Europa

El presidente de la Junta, Rodríguez Ibarra, inauguró ayer esta autovía, que potenciará el eje económico Miajadas-Don Benito-Villanueva La nueva infraestructura tiene 24 kilómetros y ha costado 101 millones

RAÚL HABADON BENITO

El presidente de la Junta de Extremadura, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, inauguró ayer la autovía regional Ex-A2 Miajadas-Vegas Altas. Esta autovía, que viene a aumentar la red de carreteras de competencia autonómica, une Miajadas con Don Benito y Villanueva de la Serena.

La nueva autovía, de 24 kilómetros de trazado, se abrió al tránsito de vehículos al mediodía de ayer. La infraestructura sirve para conectar a Don Benito y Villanueva de la Serena con la autovía A-5 a través de Miajadas. Por tanto, y desde ayer, las dos ciudades más importantes de las Vegas Altas y La Serena están conectadas por autovía con toda Europa.

Como puso de manifiesto ayer el presidente Rodríguez Ibarra en la inauguración, esta autovía, más que servir para la mera conexión entre localidades, sirve para potenciar un eje económico, el de Don Benito-Villanueva-Miajadas, que se lo ha ganado a pulso.

Al acto de inauguración, que tuvo lugar en el enlace de esta autovía con la Nacional 430, asistieron, además de varios consejeros, Antonio Díaz, Mariano Gallego y Miguel Ángel Gallardo, alcaldes de Miajadas, Don Benito y Villanueva de la Serena, localidades principales que une esta nueva infraestructura.

La nueva autovía parte de la A-5, en Miajadas, y se dirige a la Ex106 (Don Benito-Miajadas convencional) conectándose con ella a la altura del punto kilométrico (PK) 5,400, para discurrir paralelamente a esta carretera hasta el PK 19,100, donde gira en dirección sureste hacia la carretera Ex-206 que une Don Benito y Villanueva. Desemboca en una gran rotonda cerca del hospital comarcal Don Benito-Villanueva.

Siete enlaces

La nueva autovía tiene siete enlaces. El primero es el de conexión con la A-5 ó autovía del Suroeste. El segundo enlace es el acceso a Miajadas (PK 5,400) y después viene el acceso a Vivares (PK 6,160). A continuación está uno de los más complicados, el enlace con la Nacional 430 Badajoz-Valencia (PK 14,350) y tras atravesar los viaductos sobre el Ruecas y el Guadiana llega el enlace de Don Benito (PK 19,100), que a su vez da origen a los accesos Don Benito Centro y Don Benito Oeste. Tras salvar dicho acceso viene el de Villanueva de la Serena (P.K.22,300) y el enlace fin de obra en la conexión Ex-206, donde esta autovía acaba transformándose en una carretera de un carril para cada sentido antes de la glorieta de acceso de las cercanías del hospital.

En 37 meses

Esta vía de gran capacidad ha sido construida por la unión temporal de empresas 'Autovía Vegas Altas' (Joca, Gévora, Exconsa y FCC Construcción) con una inversión de 101.290.826 euros en un plazo aproximado de 37 meses. La asistencia técnica ha corrido a cargo de la UTE Exing, Prodiex y Expeyco.

La autovía Miajadas-Vegas Altas comenzó a construirse en marzo de 2003 y se ha inaugurado en abril de 2006, más de un año antes del plazo inicialmente previsto. La dirección y coordinación de la obra ha correspondido a Antonio Gómez Gutiérrez, Antonio Laserna Escudero, José Luis lópez Izquierdo y Emilio Arévalo Hernández.

Gracias a la construcción de esta nueva infraestructura se han habilitado dos nuevos accesos, Villanueva Norte y Don Benito Oeste. Ambos accesos ofrecen nuevas perspectivas de visión de estas dos ciudades, así como nuevas perspectivas de desarrollo. Además se ha acondicionado el acceso denominado Don Benito Centro, adecentando la vieja carretera con mayor anchura y nuevas glorietas.

La conexión de Don Benito y Villanueva de la Serena por autovía con la A-5 y por consiguiente con el resto de España y Europa supone un hecho histórico para estas dos poblaciones de las Vegas Altas.

Producto del esfuerzo

El presidente de la Junta, Juan Carlos Rodríguez Ibarra, indicó que esta autovía «es producto del esfuerzo de estas comarcas. Si estos pueblos no hubieran sido capaces de mantener este impulso económico que han hecho a lo largo de estos años, no estaríamos inaugurando esta autovía».

Abundando en ese argumento, Rodríguez Ibarra quiso dejar claro que «ha sido la actividad económica de la gente de estas comarcas la que ha traído la autovía, la que ha llamado a las administraciones para tener un canal de desarrollo más importante que el que tenían antes».

Para el presidente de la Junta, «estas autovías son para que la gente no se mueva, que es lo contrario de lo que se piensa, es decir, para que la gente no tenga que marcharse de zonas rurales a zonas urbanas, porque el objetivo es que la gente se mantenga en sus pueblos».

Por tanto, y según añadió Ibarra, «estas autovías no están hechas para comunicar pueblos y comunicar personas, sino para fomentar la actividad económica, incluida el turismo; pues para comunicar personas servía lo que había. Aquellos que piensan -subrayó- que las autovías hay que hacerlas para comunicar poblaciones están equivocados desde el punto de vista de planificación económica de la región; están hechas para lograr un impulso económico mayor».

Fotos

Vídeos