Detenidos19 guardias civiles por exigir pagos ilegales a extranjeros

El juez investiga si los agentes, destinados en el aeropuerto de Málaga, pedían dinero a cambio de no controlar los equipajes de los viajeros Las primeras indagaciones surgieron por denuncias de la comunidad china

A. TORRESCOLPISA. MÁLAGA

La Guardia Civil ha detenido en Málaga a 19 agentes de este cuerpo destinados en el aeropuerto bajo la sospecha de que se dedicaban a cobrar pequeñas cantidades de dinero a pasajeros extranjeros por hacer la vista gorda en los trámites de control de sus equipajes, según fuentes del propio instituto armado.

Los arrestados, que prestaron declaración en las dependencias del cuartel malagueño, pasarán en los próximos días a disposición judicial por un posible delito de cohecho.

Las mismas fuentes explicaron que los agentes arrestados podrían haber exigido desde hace varias semanas, incluso meses, billetes de 50 euros a viajeros extranjeros, especialmente de nacionalidad china, a cambio de agilizar u omitir trámites del control aduanero y de comprometerse a no retener su equipaje o a denunciarles.

Sospechosos

El posible cohecho de los funcionarios policiales tendría relación con el paso por la frontera española de extranjeros que llevan en sus maletas cantidades de bebidas alcohólicas y de tabaco superiores a los cupos que permite la ley. Los sospechosos son todos agentes destinados en la Sección Fiscal del aeropuerto de Málaga.

Las investigaciones que han detectado la existencia de este grupo de supuestos agentes corruptos fueron iniciadas hace al menos un mes por compañeros suyos de las comandancias de Málaga y Sevilla, dirigidos por la Unidad Central Operativa y la Unidad de Asuntos Internos de la Dirección General. Las primeras indagaciones pudieron tener su origen en denuncias o avisos dados a la Guardia Civil por parte de miembros de la propia comunidad china ubicada en la zona, que se consideraban estafados.

Los investigadores de asuntos internos parece que han logrado reunir numerosas pruebas sólidas contra los detenidos, entre ellas imágenes tomadas por las cámaras de seguridad, testimonios voluntarios de las propias víctimas de la extorsión e irregularidades halladas en los documentos de la Sección Fiscal del aeropuerto.

Las fuentes consultadas de la Guardia Civil aseguraron que, pese a esta aparatosa redada, que se desarrolló a lo largo de todo el fin de semana, las tareas competencia de la Benemérita en el aeropuerto malagueño se desarrollan con normalidad, sin que se produzca desatención alguna en el control tanto de pasajeros como de equipajes.

Cubrir ausencias

No obstante, para poder garantizar plenamente estos servicios ha sido preciso trasladar agentes de la comandancia malagueña al control de aduanas del aeropuerto para poder cubrir las ausencias de los detenidos.