Yo pego y tú grabas

Dos centros de Badajoz sancionan a cuatro escolares por poseer o grabar vídeos con agresiones a compañeros con sus móviles

M.M.BADAJOZ

Ha visto usted el video en que un niño está sentado, va otro por detrás, le da una colleja y lo estrella contra la mesa? ¿Y el otro video en que le ponen un cubo en la cabeza y le empiezan a dar golpes? Si usted no los ha visto, sus hijos adolescentes probablemente sí. La moda de grabar y pasar videos con contenido violentos a través de los teléfonos móviles se extiende por España. Y ha llegado también a Extremadura, al menos en su versión light: Cuatro escolares han sido sancionados con la prohibición de asistencia, en los últimos días, de dos centros de Badajoz por dedicarse a darse collejas y grabarlas, o bien por pasarse videos con agresiones.

Los episodios han tenido lugar en un centro público y en otro concertado. En este último centro, los problemas se detectaron la semana pasada. Varios niños se dedicaron entre bromas a darse tortas y collejas en el recreo y a grabarlas con sus móviles. Los profesores no lo advirtieron, pero a la salida del centro la cosa pasó a mayores.

De la broma a la pelea

Alguno de los niños participantes en el juego se había mosqueado o se había sentido verdaderamente agredido y se inició una auténtica pelea... que fue oportunamente grabada con los nuevos teléfonos de última generación por quienes la contemplaron. Cuando el centro se enteró de estas circunstancias llamó a los padres y expulsó a dos de los niños autores de estas grabaciones. Uno de ellos guardaba en su móvil un buen número de imágenes violentas, unas grabadas y otras descargadas de Internet. Ya han vuelto a clase y el centro ha advertido a todos los alumnos de la gravedad de esos comportamientos y ha prohibido el uso de teléfonos móviles en el colegio. La directora del colegio no quiso hacer ningún comentario sobre estos hechos.

Otro de los centros afectados por esta moda ha sido un instituto. Según ha explicado su director, en este caso no se ha detectado que se grabaran las agresiones, pero sí que se exhibían en el recreo y se pasaban a otros alumnos. Dos escolares de ESO han sido expulsado durante tres días por estos hechos.

Regalos de Navidad

Relata el director que el problema ha surgido tras las vacaciones de Navidad, cuando algunos niños han vuelto a clase con los móviles de última generación que les han traído los Reyes y que permiten hacer grabaciones. Considera que las noticias de televisión que han informado de jóvenes que graban agresiones a mendigos o a peatones han extendido este fenómeno entre los adolescentes que, por un mecanismo de imitación, pueden estar tentados de repetir la experiencia. La enorme difusión que tienen estos pequeños videos no hacen más que alimentar la moda. Se descargan de Internet, se pasan entre amigos de centro a centro o de ciudad en ciudad y acaban por ser conocidos -y a veces celebrados-, por miles de adolescentes.

El director del instituto afectado es tajante al advertir que el centro «no va a tolerar» en ningún caso estos comportamientos. El objetivo al poner esas sanciones es cortar de raíz la moda y que alumnos y padres sean conscientes de que es un asunto grave que no se puede tomar a la ligera.

Señala que, por fortuna, el instituto no es un centro que tenga problemas de convivencia o de violencia escolar. «No hemos tenido ningún problema grave. Pero no queremos que la exhibición de esos vídeos, a veces a chicos más pequeños, fomente la violencia. Ese es un virus que se va sembrando y que tenemos que frenar», afirma el director.