La ONU teme una «catástrofe» si la gripe aviaria llega al continente africano

Los donantes reúnen 1.800 millones de dólares para ayudar a los países infectados o amenazados que no tienen medios para combatir la enfermedad

COLPISAPEKÍN

Expertos de las Naciones Unidas advirtieron este miércoles en Pekín que las consecuencias serían «catastróficas» si la gripe aviaria se extendiera al norte de África, pues muchos países de ese continente no están preparados para hacer frente a esta enfermedad. En Pekín, donde se reúnen los países donantes para combatir esta enfermedad, han logrado reunir un fondo de 1.800 millones de dólares, una cifra muy superior a la que inicialmente esperaban.

«Los países de África merecen especial atención», dijo David Harcharik, subdirector general de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

El virus H5N1, que ha infectado a 150 personas - matando a 80 de ellas, en su mayor parte en Asia - ya llegó a Turquía, muy cerca de África, donde se confirmó la muerte de cuatro personas de gripe aviaria este mes.

«En Turquía, el virus ya llegó a la encrucijada de Asia, Europa y África, y existe un riesgo real de que se expanda más hacia el sur y el oeste», señaló Harcharik.

«Si se arraigase en el campo africano, las consecuencias para un continente ya devastado por el hambre y la pobreza podrían ser catastróficas», agregó.

El alto funcionario de la FAO señaló que los recientes casos registrados en Turquía muestran que el virus sigue cruzando las fronteras.

Hasta ahora no se han registrado brotes confirmados en África, pero la FAO afirma que hay grandes probabilidades de que este virus, potencialmente mortal para el ser humano, llegue a ese continente.

Donantes

Estados Unidos es de lejos el mayor donante, con 334 millones de dólares prometidos. Detrás se sitúan la Unión Europea, con 250 millones de dólares (que incluyen la donación de la Comisión Europea y las contribuciones nacionales de los Estados miembros), y Japón con 135 millones. Australia aportará 60 millones de dólares y Rusia 47 millones.

Entre los países miembros de la UE, Francia y Gran Bretaña son los mayores contribuyentes, con 41,4 y 35 millones de dólares, respectivamente.

Los donantes fueron hasta la parte alta de la horquilla de las necesidades de financiación identificados por el Banco Mundial para ayudar a los países infectados o amenazados a luchar contra la epizootia y a prepararse para una eventual pandemia.

La partida de 1.800 millones de dólares incluye una línea de crédito de 500 millones de dólares abierta por el Banco Mundial para los países en dificultades.

Fuerza europea

Por otra parte, el primer ministro francés, Dominique de Villepin, propuso ayer en Berlín la creación de una «fuerza de intervención» europea para hacer frente a la gripe aviar.

En un discurso sobre el futuro de Europa pronunciado en la Universidad Humboldt de Berlín y después en la Cancillería alemana donde se entrevistó con Angela Merkel, Villepín propuso la creación de este grupo de «expertos siempre disponibles, que estén dispuestos a acudir inmediatamente allí donde aparezcan nuevos focos». Esos expertos deberían estar en contacto con las «organizaciones internacionales competentes para analizar las amenazas y recomendar las medidas apropiadas para evitar la propagación». Villepin estima que se podría empezar creando una «primera reserva de expertos franceses y alemanes para ofrecer después a los socios asociarse a ellos». El primer ministro francés propuso también la creación de una policía de fronteras «franco-alemana».

Posible remedio

Científicos en el Reino Unido han comprobado que un suplemento alimenticio con extracto de bayas de saúco ayuda a combatir la expansión del virus de la gripe aviar en las células de animales.

Expertos de Retroscreen Virus, un laboratorio adscrito a la Universidad de Londres, descubrieron que el compuesto Sambucol, cuyo principal ingrediente es un concentrado de esa baya, neutralizaba la propagación del virus en células del riñón de un perro.