Las notarías recuperan la normalidad

Quienes han firmado hoy sus hipotecas se han ahorrado el impuesto de actos jurídicos documentados. Muchos han retrasado la firma  hasta que se ha aclarado el embrollo. Se calcula que unas 20.000 hipotecas se paralizaron en estas semanas de incertidumbre. Los bancos de momento respetan las condiciones pactadas pero no se descartan cambios. En la calle se da por supuesto que los bancos moverán ficha. Quiénes firmen estos días se han  librado de pagar más, pero hay que ver qué pasa en un futuro.-Redacción-