Familias y autoridades despiden a los militares fallecidos agradeciendo su «vivir y morir por España»

Compañeros de los tres militares fallecidos portan sus féretros en el funeral./
Compañeros de los tres militares fallecidos portan sus féretros en el funeral.

El ministro de Defensa, Pedro Morenés, ha impuesto a los tres militares la Cruz del Mérito Aeronáutico con distintivo amarillo a título póstumo

AGENCIAS I ROSARIO GONZÁLEZmadrid

Familiares, amigos, compañeros y una nutrida representación institucional se han despedido este domingo de los tres militares fallecidos en el accidente de un helicóptero del Ejército del Aire en aguas cercanas a Canarias agradeciendo su "vivir y morir por España".

más información

El vicario general del Ejército del Aire, Pablo Ramón Panadero, ha tenido palabras de agradecimiento para Johander Ojeda, José Morales Rodríguez y Saúl López Quesada, quienes, ha dicho, "sufrieron" y "ofrecieron su juventud" y "su vida, por la paz".

"¿Qué deciros a vosotros, padres, amigos, compañeros...? El señor ha querido que estemos hoy aquí y con mucho dolor nos preguntamos por qué", ha dicho, al tiempo que ha enfatizado que "para Dios la vida no acaba sino que se convierte".

Éste es, ha enfatizado, "un momento especial para dar gracias, no sólo a Dios, para el que sabemos que la vida no se acaba sino que se transforma, sino a vosotros Johander, José y Saúl por dar vuestra juventud por nosotros".

En el hangar del 802 del Servicio Aéreo de Rescate (SAR), que estaba completamente abarrotado, se encontraban, entre otras autoridades, el ministro de Defensa, Pedro Morenés, el presidente canario, Fernando Clavijo, la delegada del Gobierno en Canarias, María del Carmen Hernández Bento, y la presidenta del Parlamento de Canarias, Carolina Darias.

Todos ellos, junto con el resto de asistentes, pudieron escuchas momentos antes unas palabras del Evangelio agradeciendo a los "dichosos" que "trabajan por la paz, porque de ellos es el reino de los cielos". Asimismo, al terminar el acto, Clavijo y Morenés, así como el secretario de Estado de Defensa, Pedro Argüelles, trasladaron su pésame a las familias.

"Dichosos los que lloran porque ellos serán consolados", hizo resonar el pasaje. "Todo desemboca en esta tarde, en este momento y surgen los por qué, los cómo, los de qué manera", reconoció el vicario durante sus palabras a los asistentes.

Cruz del Mérito

El ministro Morenés impuso a los tres militares la Cruz del Mérito Aeronáutico con distintivo amarillo a título póstumo. "Rindan homenaje a los que dieron su vida por España", resonó en el hangar acto seguido, continuado por una marcha militar y culminando con el himno español y los tres féretros a hombros de los compañeros de escuadrón para abandonar el lugar.

El funeral por los tres militares fallecidos comenzó momentos antes de las 19.00 horas (hora canaria), cuando algunos de los invitados aún no habían conseguido acceder a la base. Cientos de coches, muchos llenos, e incluso autobuses de militares, así como más de 20 medios de comunicación, colapsaban la entrada a Gando.

En la tarde de este domingo, el Gobierno ha aprobado también un Real Decreto por el que declara este lunes jornada de luto oficial por la muerte de los tres militares y que será publicado en el BOE este mismo día 2.

Incógnitas

Ayer finalizaba la primera fase del operativo de rescate con la recuperación en aguas del Atlántico del tercero de los militares fallecidos. La segunda fase se centra ahora en el izado de la cabina del helicóptero, un trabajo con el que esperan resolver las incógnitas que aún rodean el siniestro del aparato, una aeronave del Escuadrón 802 del Ejercito del Aire que cayó al mar cuando sobrevolaba el Atlántico más de 500 kilómetros al sur de Gran Canaria, aunque las condiciones meteorológicas en la zona han paralizado las tareas.

Rajoy mostró ayer desde Grancanaria su convicción de que se conocerán las causas del accidente y expresó su confianza en la investigación tras reunirse con los familiares de los tripulantes y con los mandos al frente de la operación de rescate. El jefe del Ejecutivo evitó entrar en la polémica sobre las informaciones erróneas remitidas por Marruecos y defendió que habían recibido su total apoyo en las tareas de rescate de los tres militares.