El centro social Perpetuo Socorro de Mérida iniciará en octubre los primeros cursos formativos

La coordinadora de Caritas parroquial y el párroco del Perpetuo Socorro. :: jm romero/
La coordinadora de Caritas parroquial y el párroco del Perpetuo Socorro. :: jm romero

La formación sobre orientación laboral que ahora se ofrece en la parroquia se trasladará a este centro

BEATRIZ BRAVO MÉRIDA.

El centro social del Perpetuo Socorro arrancará en octubre su actividad con la impartición de cursos sobre orientación laboral y búsqueda de empleo. Tras la inauguración en junio del local de este centro que ha sido recuperado con motivo de los 50 años de la parroquia, y mientras se cursan los trámites para su homologación como centro formativo por parte del Servicio Extremeño Público de Empleo (SEXPE), van tomando forma los nuevos proyectos.

En este espacio se impartieron en su día cursos de formación dirigidos especialmente para mujeres que en los años 70 querían acceder a una promoción profesional. Medio siglo después, la recuperación del local, ubicado en la calle Oliva de Mérida, 6, está concebida para el mismo fin.

Para ello, se llevó a cabo la reforma del local, financiada con el apoyo de la Congregación Redentorista, la Comunidad Parroquial y la Cáritas local. Sus aulas están pensadas para impartir cursos de atención sociosanitaria, de empleada de hogar y de competencias clave, pero para ello es necesario que el centro esté homologado.

La actividad del centro también estará abierta a beneficiarios de Cáritas de otras parroquias

La Administración regional tiene seis meses para resolver sobre la homologación y después habrá que esperar a que salga la convocatoria de esos cursos, explica el párroco d Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, Víctor Ballesteros. Por eso, el centro va a iniciar antes su actividad trasladando aquí un curso que ahora se ofrece en la parroquia sobre orientación laboral y búsqueda de empleo.

«Es un curso para que personas que tengan que elaborar un currículum o presentarse a una entrevista ganen en habilidades para una búsqueda de empleo eficaz», explica Víctor Ballesteros, quien adelanta que esta formación se hará en el centro social a partir de octubre.

La parroquia, con Cáritas Parroquial, se encarga de la gestión del centro, que está abierto a otras colectivos de Cáritas de Mérida, de modo que los beneficiarios de otras zonas de la ciudad también podrán participar en estas formaciones.

«Estos cursos son importantes para dar confianza en que las personas con las que trabajamos en Cáritas tienen ciertas garantías de que están preparadas para un empleo», explica la coordinadora de Cáritas Parroquial, Isabel Aranda.

Aula con cama y cocina

Así, de cara a la obtención de la homologación como centro formativo, que esperan que llegue los primeros meses del próximo año, se va a preparar un aula equipada como una cocina por un lado y con una cama al otro para la formación en tareas del hogar. En el otro aula del centro, se realizará la formación práctica de los cursos, con capacidad para entre 15 y 20 personas.

El centro social cuenta además con un despacho y tres cuartos de baños, uno de ellos adaptado para personas con movilidad reducida, que servirá además para las formación sobre atención sociosanitaria.

Por otra parte, el Centro del Perpetuo Socorro colaborará estrechamente con el programa de empleo de Cáritas Diocesana, que tiene un centro de formación en la ciudad de Badajoz. En concreto, se pretende que este centro emeritense sea una extensión de dicho programa.