La afición emeritense no falla para el partido del domingo