El buen tiempo llena de público la media maratón

Algunos de los participantes en la prueba. :: j. m. romero/
Algunos de los participantes en la prueba. :: j. m. romero

El ganador de la prueba fue Bruno Paixao, que invirtió una hora y seis minutos y batió el récord de la prueba en Mérida. Entre las mujeres, la más rápida fue Tina María Ramos

M. Á. M.

La prueba reina del atletismo popular de la ciudad, la media maratón, volvió a congregara corredores de media España y del extranjero por las calles de Mérida. El atractivo de correr 21 kilómetros por los monumentos romanos sigue ganando seguidores. Y en esta ocasión, los 1.400 dorsales se agotaron en doce días. Con nueve ediciones, la cita monumental se consolida en el calendario deportivo y cada vez más clubs de otras comunidades deciden probar suerte.

El ganador de la prueba fue Bruno Paixao, que invirtió una hora y seis minutos y batió el récord de la prueba en Mérida. Entre las mujeres, la más rápida fue Tina María Ramos.

Los corredores salieron a las once de la mañana del parque de las Siete Sillas y una hora y media después empezó el habitual rosario de participantes en la meta de la plaza de España. A la fiesta deportiva también se sumó el público. El buen tiempo contribuyó a que los atletas no se sintieran solos durante el recorrido. La subida de la avenida Lusitania fue uno de los tramos más duros. Ya en meta, se reprodujeron las habituales escenas de corredores compartiendo con familiares el sabor del reto superado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos