Dimite un diputado esloveno tras contar como anécdota que una vez robó un bocadillo

Un diputado del partido gubernamental ha presentado su dimisión después de que él mismo confesara durante una reunión que había robado un bocadillo en una tienda. Asegura que se trataba de un "experimento social" y que acabó pagándolo, pero el escándalo ha sido de tal magnitud que se ha visto obligado a renunciar a su cargo.