Crecen las protestas en Ucrania ante la muerte de un niño de 5 años a manos de dos policías borrachos

Familiares y vecinos despedían al pequeño Kyrylo. El niño de 5 años fue ingresado y operado de urgencia, pero nada se pudo hacer por salvarle la vida. Ahora se investiga a los dos policías ebrios que jugaban al tiro al blanco y presuntamente lo mataron. Su primera versión era que el niño murió por el impacto de una piedra en el cráneo, pero la herida de bala demuestra que no fue así. Las protestas pidiendo responsabilidades, incluso la dimisión del ministro del Interior, han colapsado las calles de la capital. Le acusan de encubrir a la policía. Ahora será un juez quien dictamine el grado de responsabilidad de los agentes.-Redacción-