Blanca Padilla muestra la otra cara de la moda: vómitos, depresión y drogas

Blanca Padilla en el desfile de Victoria Secrets./
Blanca Padilla en el desfile de Victoria Secrets.

Una de las modelos españolas más internacionales habla abiertamente en un programa sobre todo lo que no se ve tras la pasarela

Blanca Padilla se ha sincerado sobre los entresijos del mundo de la moda con Risto Mejide, en su programa en Antena 3.

Según confesó, la baja autoestima debido al estrés y la presión, es uno de los puntos más duros en la vida de las modelos: «Nunca soy capaz de decirme a mí misma si lo hago bien. Me castigo con todo y nunca nada es suficiente. Siempre he sido muy negativa conmigo misma. Mi autoestima va a mejor, pero todavía tengo que arreglarlo», decía.

Además, la modelo confirmó algo que siempre ha perseguido al mundo de las pasarelas, que la alimentación es el tema pendiente de muchas modelos. «No voy a decir que no existen los trastornos en el mundo de la moda. No te voy a decir que no he oído a una modelo vomitar en el baño. He visto cómo una niña no había comido en todo el día, le ofrecí cacahuetes y me dijo que eso iba a ser su cena"», añadía.

Blanca Padilla narró además de los trastornos alimenticios, las drogas y el alcohol también son un problema para las modelos. «Hay mucha cocaína en el mundo de la moda». Aunque ella matizó que ella nunca ha probado este tipo de sustancias. «Yo jamás ha caído en eso. Nunca lo he probado».

La joven, que salió el año pasado en el desfile anual de Victoria's Secret, siente que ha perdido mucho al dedicarse a este mundo: «A veces siento que me han robado mis 20 años, ya que no debería estar viviendo lo que vivo. He sacrificado la dirección de mi vida», asegura. «Entiendo los extremos por la presión que hay, pero también sé que esto es un problema. No es solo que te tengas que gustar a ti, sino que tienes que gustarle a ellos», dijo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos