Sanidad gastará 4,5 millones de euros para reducir la jornada a 35 horas semanales

Personal sanitario lleva a un paciente al quirófano. /HOY
Personal sanitario lleva a un paciente al quirófano. / HOY

Simex, Satse y Usae exigen que se cifren las necesidades de cada área de salud para flexibilizar los horarios

Ana B. Hernández
ANA B. HERNÁNDEZ

Un centenar de nuevos contratos y una inversión de 4,5 millones de euros. Son los datos que, según la Consejería de Sanidad, harán posible la vuelta a las 35 horas a partir del próximo octubre. Cifras similares a las que maneja la Consejería de Educación para el mismo fin, en este caso, para que los profesores de Secundaria puedan realizar 19 horas lectivas, en lugar de las 20 actuales, el próximo curso. Y la reducción continuará hasta las 18 en el siguiente.

Cabe recordar que ambas medidas se encuadran en el plan de flexibilización de los horarios que la Junta consensuó con los sindicatos CSIF, CCOO y UGT a finales del pasado junio, para que docentes y sanitarios puedan disfrutar también de una reducción horaria que hace un año que ya tienen el resto de empleados públicos de la Administración General.

Más información

En el caso de Sanidad, tal como este martes se concretó en la Mesa Sectorial celebrada, si fija una jornada presencial en cómputo anual de 1.519 horas para el turno diurno, 1.484 para el turno rotatorio estándar y 1.450 horas en turno fijo nocturno. El horario de trabajo presencial será de 8 a 15 horas y la jornada se completará con formación. UGT planteó que se habiliten otras fórmulas de compensación, «como pueden ser, por ejemplo, las horas de trabajo que se acumulan cuando se asumen las de otros compañeros», en palabras de Felipe Bachiller.

La negociación, sin embargo, no está contando con la participación de los sindicatos profesionales de médicos, enfermeros y técnicos en cuidados auxiliares de enfermería, que siguen rechazando la fórmula para concretar el acuerdo. Por eso, igual que hicieron en la primera reunión convocada para este fin, de nuevo los representantes de Simex, Satse y Usae abandonaron este martes la Sectorial. Porque ni el consejero José María Vergeles ni el gerente Ceciliano Franco estuvieron presentes, como las centrales han pedido, y porque, desde su punto de vista, para alcanzar las 35 horas semanales «no basta con la propuesta de flexibilización horaria entregada por la Administración, al resultar absolutamente insuficiente para tal fin».

Números claros

En un comunicado conjunto, los tres sindicatos aseguran que es preciso que se pongan los números claros sobre la mesa. «Es imprescindible que por parte del SES se cifren, por cada área de salud, y tanto en el ámbito de la Atención Especializada (hospitales) como en la Atención Primaria (centros de salud), así como en el Sepad, cuál es el aumento de plantillas del personal sanitario para que, en función de dichos números, se pueda determinar si la reducción de la jornada a 35 horas semanales es efectiva o una mera declaración de intenciones, con fines electorales y propagandísticos».

Las tres centrales consideran que sin estos números sobre la mesa no es posible negociar ninguna reducción de la jornada laboral, sino solo dar un «cheque en blanco al SES».

Asimismo, reclaman que se abonen y actualicen la carrera y el desarrollo profesional, y que el pago de estos complementos, cuya suspensión debe ser levantada, se lleve a cabo «sin demora ni retraso desde el próximo 1 de octubre y no en fechas posteriores».

Para ello, consideran que es urgente que la negociación abarque a estos asuntos, así como a la eliminación de la penalización en las incapacidades temporales (IT), que también se recogieron en el acuerdo de la Junta con CSIF, CC OO y UGT. Con el objetivo de que no solo se avance en la flexibilización horaria, sino también en la mejora de las condiciones laborales de los empleados públicos, en este caso del personal sanitario.

Temas

Satse, Ses

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos