Sanidad financiará la prueba de cáncer de cuello de útero y audífonos

Un hombre probándose un audífono en una tienda de Cáceres. :: lorenzo cordero /
Un hombre probándose un audífono en una tienda de Cáceres. :: lorenzo cordero

El SES tiene seis meses para poner en marcha la nueva cartera de servicios y por el momento no concreta fecha de implantación

Álvaro Rubio
ÁLVARO RUBIOCáceres

Este mes de julio ha entrado en vigor la ampliación de la cartera de servicios del Sistema Nacional de Salud anunciada en el último Consejo de Ministros del Gobierno de Pedro Sánchez antes de las elecciones generales del 28 de abril. Entre las novedades, se incluye la implantación de la prueba de cáncer de cérvix o cuello uterino a mujeres de entre 25 y 65 años, la micropigmentación de la areola mamaria y el pezón para mujeres mastectomizadas, 81 nuevos tipos de productos ortoprotésicos, audífonos hasta los 26 años y un lector ocular para personas con enfermedades neuromotoras graves.

Todos esos servicios y productos serán gratis para el paciente. Los pagará el SES, que tiene un plazo de seis meses, al igual que las demás comunidades autónomas, para adaptar su catálogo. Vicente Alonso, director general de Asistencia Sanitaria en Extremadura, asegura que ya están trabajando para poner en marcha este aumento de servicios financiados por la Sanidad. «No tenemos una fecha concreta. Hay que organizarlo todo para poder realizar las correspondientes pruebas y eso lleva su tiempo», matiza.

Respecto al cribado de cáncer de cérvix, consiste en la realización de citologías cada tres años a las mujeres con edades comprendidas entre 25 y 34. A las que tengan de 35 a 65 se les someterá a una prueba para detectar el virus del papiloma humano de alto riesgo. En este caso, si el resultado es negativo, se repetirá a los cinco años, y si es positivo, se hará una citología.

La orden incrementa la edad de financiación de los audífonos, desde los 16 años actuales hasta los 26 Se incluyen 81 productos ortoprotésicos más entre los que hay varios tipos de sillas de ruedas

Con relación a las mujeres mastectomizadas, el Ministerio de Sanidad destaca que la micropigmentación de la areola y el pezón forman parte de la reconstrucción mamaria con el fin de garantizar que esta prestación se ofrezca de forma homogénea en todo el Sistema Nacional de Salud.

En cuanto al lector ocular para trastornos neuromotores graves, Sanidad detalla que se destinará a personas con afectación de ambos miembros superiores e imposibilidad de comunicación oral o escrita, con el objetivo de que tengan una mayor autonomía y calidad de vida.

Estos instrumentos permiten interaccionar con ordenadores a través de sistemas de seguimiento del movimiento ocular y están especialmente indicados para personas con esclerosis lateral amiotrófica (ELA), trombosis de la arteria basilar, parálisis cerebral infantil, traumatismo craneoencefálico y mielinolisis pontina, que tengan suficiente capacidad mental, intelectual, de aprendizaje y de control para su manejo.

La orden incrementa la edad de financiación de los audífonos, desde los 16 años actuales hasta los 26 de forma gradual. También se incorporan 81 productos ortoprotésicos: nuevas prótesis de mama y de restauración facial, prótesis auditivas, así como recambios de componentes externos de implantes quirúrgicos.

Asimismo incluye varios tipos de sillas de ruedas, chasis, férulas, corsés, andadores, cojines antiescaras, etc. Asimismo se amplían indicaciones de algunos productos ya existentes (cojines para prevenir úlceras por presión, sillas de ruedas especiales para usuarios activos).

«Con esta orden se proporciona una prestación ortoprotésica equitativa porque establece un catálogo común de productos ortoprotésicos para todo el Sistema Nacional de Salud, mejorada y más actualizada. La norma homogeneiza el contenido de la prestación en todo el territorio español acabando así con las desigualdades que generaban los distintos catálogos de las comunidades autónomas», apuntan desde el Ministerio de Sanidad.

Además, se adecúan los importes máximos de financiación a la realidad del mercado, para que puedan financiarse totalmente los productos ortoprotésicos incluidos en el catálogo sin que los usuarios tengan que abonar cantidades adicionales como ocurría en muchas ocasiones hasta ahora.

La normativa contempla la posibilidad de que el usuario no tenga que adelantar el importe de los productos cuando se trate de personas con escasos recursos económicos o de productos de elevado importe. Será competencia de las comunidades autónomas la definición del procedimiento de obtención de la prestación ortoprotésica.

La portavoz del Gobierno Isabel Celaá, apunta a que el coste de esta ampliación de cartera está calculado en cinco millones de euros y señala que el ahorro estimadoen tratamientos preventivos sería de 20 millones.