El PSOE dice que es «necesario y justo que los diputados tengan derecho a paro»

EFE

El Grupo Parlamentario Socialista ha afirmado que la enmienda acordada por todos los grupos «no es una indemnización», lo que se busca es que los diputados que dejan su escaño «tengan derecho a paro hasta que se llegue al convenio con la Seguridad Social».

«Estoy absolutamente convencido de que a cualquier trabajador le preguntan: oiga cotizaría usted para poder cobrar el desempleo; claro que sí pero es que no podemos porque no está el convenio», ha asegurado el diputado Jorge Amado al ser cuestionado por el hecho de que alcaldes y concejales sí coticen por desempleo, no así los diputados.

En rueda de prensa, el parlamentario socialista ha matizado que la Mesa y la Junta de Portavoces establecerán «la cuantía en función de lo que corresponde por paro», siempre y cuando el diputado que deja el escaño «no tenga trabajo ni otro tipo de asignaciones».

Pero, ha recalcado, se va a trabajar en el convenio con la Seguridad Social que es «lo justo, deseable y lo que se está reivindicando por los Parlamentos».

«Lo que se está haciendo es regularlo hasta que se establezca en el convenio», ha insistido Amado, quien ha destacado que «esto se está dando en la inmensa mayoría de Parlamentos autonómicos», por lo que todos los grupos han creído «conveniente que era necesario y justo hacerlo».

Ha detallado que la enmienda es «muy parecida» a la última que se ha aprobado en Aragón pero quita «la parte de conservar derechos adquiridos», porque «aquí no tenemos derechos adquiridos los diputados».

Esta es una de las 62 enmiendas aprobadas -de entre 115 presentadas- ayer en la Comisión de Reglamento de la Asamblea para elaborar el dictamen a la propuesta de Reforma del Reglamento.

Desde el PSOE esperan que se apruebe por «unanimidad» de los grupos en el Pleno -el último del actual periodo de sesiones- del próximo 25 de julio, porque la reforma del Reglamento «enriquece mucho más el debate en esta Cámara, y enriquece la transparencia y participación de la ciudadanía».

Jorge Amado, que considera que es una reforma «bastante buena, integral» del Reglamento, ha destacado «el gran número de acuerdos alcanzados» tras más de dos años de trabajo, en los que los grupos han «trabajado de manera constante y continuada», y han «consensuado» importantes mejoras.

Desde el Grupo Parlamentario Socialista se «ha mejorado y mucho, por ejemplo, la participación de los grupos minoritarios» a la hora de solicitar información y de poder acceder a todas las iniciativas parlamentarias.

Otro cambio importante que ha resaltado es que se «dejará de usar el voto delegado y se utilizará ya el voto telemático» como se hace en el Congreso de los Diputados.

También se ha acordado un orden del día para los Plenos, que comenzarán con el debate de «toda la parte de control al Gobierno, seguida de la parte legislativa y la parte de impulso».

En cuanto al Debate del Estado de la Región, ha añadido, los grupos tendrán «un mayor protagonismo» y «ahora va a durar aproximadamente en vez de dos días, tres».

El objetivo es que los grupos dispongan de más tiempo para presentar las propuestas de resolución y que éstas se puedan debatir con más tiempo, de modo que esta «parte propositiva que, muchas veces se hacía muy deprisa, tenga mucho más protagonismo».

El Grupo Socialista ha propuesto además volver a la figura de las proposiciones no de ley, pues ahora hay propuestas de impulso instando a Junta y de pronunciamiento instando a otras administraciones, fundamentalmente al Estado, con lo que «se propone una figura donde el grupo puede instar a la institución que quiera».

«Creemos que era lo más coherente, ya que siempre estaba la trampa de instar a la Junta que instara al Gobierno», ha precisado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos