Baja el número de suicidios en Extremadura por segundo año

El Instituto de Medicina Legal está en el campus universitario de Badajoz. :: HOY/
El Instituto de Medicina Legal está en el campus universitario de Badajoz. :: HOY

Con 83 víctimas, es la primera causa de muerte violenta en la región, muy por encima de los accidentes de tráfico

EVARISTO FDEZ. DE VEGA BadajozSERGIO LORENZO Cáceres

Las Memorias del Instituto de Medicina Legal de Extremadura constatan que en 2018 se redujo por segundo año consecutivo el número de suicidios ocurridos en Extremadura. El año pasado se produjeron 83 decesos por este motivo en la región. Los accidentes de tráfico se cobraron 48 víctimas.

En la provincia de Badajoz, fueron 51 las muertes de este tipo. Son seis menos que en 2017, aunque la reducción es mayor si se compara con los datos de 2016, cuando hubo 63 suicidios.

Por sexos, los suicidios en la provincia de Badajoz afectaron más a los hombres (46) que a las mujeres (5). La mayor parte de las muertes fueron causadas por ahorcamiento (33), aunque también hubo personas que se precipitaron al vacío (7), se quitaron la vida con armas de fuego (5), intoxicándose (4) o sumergiéndose en el agua (2).

Todos esos datos figuran en las Memorias del Instituto de Medicinal Legal de Badajoz, en las que también se habla de las 62 muertes accidentales estudiadas por los servicios forenses durante el año 2018.

En este segundo grupo se incluyen los 26 fallecidos en accidentes de tráfico (hubo 6 muertos por atropello), los cuatro fallecidos a causa de las lesiones causadas por maquinaria agrícola o industrial, los tres fallecidos que se debieron a reacciones adversas a las drogas y los cuatro homicidios ocurridos en la provincia. De los datos se deduce que los suicidios causan en la actualidad el doble de muertes que los accidentes de tráfico.

El informe no sólo se refiere a las muertes estudiadas sino también a las valoraciones realizadas a personas que sufrieron lesiones de algún tipo o que presentaban problemas psicológicos o psiquiátricos que pueden ser determinantes en procesos judiciales o de incapacitación. El servicio de clínica médico forense realizó un total de 5.089 dictámenes, una cifra en la que figuran 3.159 informes referidos a daños corporales, 986 peritaciones psiquiátricas, 62 informes de toxicología, 29 por delitos contra la libertad sexual y 21 por mala praxis médica.

Dentro de las valoraciones por daño corporal, el grupo más numeroso es el de las causadas por agresiones (1.466), seguido de los accidentes de tráfico (304), violencia de género (290), maltrato familiar (117) y accidentes laborales (63).

A esos datos hay que sumar los 517 dictámenes procedentes de los servicios de guardia, que realizan las valoraciones urgentes justo después de ocurrir un hecho violento o una agresión. En este último grupo se encuentran los reconocimientos relacionados con los casos de violencia de género (109), las agresiones sexuales (34), las lesiones en el ámbito familiar (23) y los casos psiquiátricos relacionados con el maltrato familiar (22).

32 suicidios en Cáceres

El número de personas que se suicidan en la provincia de Cáceres también ha descendido por segundo año consecutivo. Hace tres años, en 2016, el número de suicidios que se produjeron fue de 46. Es el peor dato en los últimos 15 años. En 2017 la cifra ya bajó a 39 y en 2018 descendió a 32 casos.

Como ocurre siempre, la mayoría de los suicidas en la provincia de Cáceres fueron hombres. El 84%. Hubo 27 varones suicidas y cinco mujeres. El mecanismo más utilizado para quitarse la vida fue el ahorcamiento, en 20 casos, seguido de la precipitación al vacío en cinco ocasiones. Otros tres fueron por ahogarse en el agua, tres también por intoxicación y un caso en el que se usó un arma blanca.

Mientras que en junio y diciembre no se produjeron suicidios, los peores meses fueron febrero con siete casos y enero con seis.

Un dato que llama la atención es el bajo número de homicidios que se registran en esta provincia. En los últimos cinco años hubo un caso por año, salvo en 2017 que hubo tres. En el año 2018 solo se produjo un supuesto homicidio: fue el que ocurrió el 2 de marzo de 2018 cuando un preso colombiano se fugó cuando era trasladado de la cárcel al Palacio de Justicia, muriendo de un disparo. Según la defensa del agente, Ángel Luis Aparicio, la muerte fue fortuita al disparársele el arma al policía al caerse, pidiendo el archivo de la causa; según el abogado de la familia del fallecido es un caso de homicidio. Si el agente es juzgado acusado de un delito de homicidio imprudente, como mucho se le condenaría a cuatro años.

Las actividades de los forenses son muy amplias. A lo largo del año pasado emitieron 5.135 informes.

En 2018 solo hubo un caso de supuesto homicidio en la provincia de Cáceres, el del preso fugado que murió por el disparo de un agente

En el caso de las lesiones en agresión, han comprobado que cada vez hay menos informes. El año pasado evaluaron 748 casos, la cifra más baja desde el año 2005. Las valoraciones en violencia doméstica y de género también han bajado, pasando de 437 en el año 2016, a 334 en el 2017 y a 321 en el 2018.

En donde ha habido un incremento del 27% es en los reconocimientos de agresiones o abusos sexuales. En 2018 se dieron 37 casos, ocho más que en el 2017.

Los forenses realizaron el año pasado 98 informes de imputabilidad, 96 sobre drogodependencia y 33 informes mentales. Realizaron también 419 informes sobre internamientos psiquiátricos y 16 sobre praxis médica.

Dentro del servicio de patología forense, en el año 2018 hubo 145 actuaciones tanatológicas. Aquí se encuentran los 32 casos de suicidios, el caso de homicidio, y 34 estudios de muertes que resultaron ser de muerte natural. Estos casos son los de personas que mueren solas en sus viviendas, a las que hay que practicar la autopsia para cerciorarse de que la muerte fue por causas naturales. Otras 42 actuaciones tanatológicas fueron por muertes en accidentes. De esos fallecidos, 22 murieron por accidentes de circulación. Fueron seis casos menos que en el año 2017. El 82% de los muertos en la carretera fueron varones, 18 frente a 4 mujeres.

Entre las funciones de los forenses se encuentra la comprobación de los certificados de defunción en la ciudad de Cáceres. Comprobaron 1.477 certificados de defunciones. El mes con menos muertes fue del octubre con 99 defunciones, y en el que hubo más enterramientos el mes de enero con 160 defunciones. El segundo fue marzo con 147.