Pablo Casado anuncia en Cáceres una tarifa plana para los autónomos de 50 euros durante tres años

Pablo Casado en Cáceres. /LORENZO CORDERO
Pablo Casado en Cáceres. / LORENZO CORDERO

Ante un centenar de militantes, promete banda ancha universal de 300 megas y costear el 25% de la remodelación de una vivienda en los pueblos

MANUEL M. NÚÑEZ CÁCERES

Con casi dos horas de retraso, una sonrisa permanente y flanqueado por altos cargos, alcaldes y militantes, el presidente nacional del PP y candidato a la presidencia del Gobierno nacional ha aterrizado en Cáceres esta mañana. «Perdonadme, pero llevo cuatro horas de atasco. Todos los madrileños quieren venir a la Semana Santa de Cáceres», ha destacado Pablo Casado en tono distendido, acompañado por el presidente regional del partido, José Antonio Monago; los candidatos al Congreso y al Senado, Alberto Casero y Carlos Floriano; el nuevo candidato a la Alcaldía de Cáceres, Rafael Mateos; y la actual alcaldesa, Elena Nevado.

El acto se ha celebrado en la terraza de Galarza, con vistas a la ciudad monumental y en medio de una amenaza de lluvia que finalmente no se ha consumado. En una intervención de algo más de 20 minutos, Casado ha hecho un guiño en clave regional y ha presentado medidas contra el despoblamiento para permitir, por ejemplo, que los negocios no tengan que cerrar y puedan desarrollar su actividad. «Queremos que un secadero de jamones pueda comercializar desde el pueblo», ha venido a decir. Para ello, anuncia una banda ancha universal de 300 megas que beneficiaría a la totalidad de los municipios si llega al Gobierno de España. A su vez, ha defendido las «escuelas de cinco niños», los servicios en el mundo rural y el transporte público. «Sí a las diputaciones, sí a los municipios», ha insistido al tiempo que ha proclamado que «la esencia está en los pueblos». «Vamos a velar por los servicios públicos en los pueblos», ha reiterado,. A su vez, ha aprovechado su paso por la capital cacereña para hacer un guiño a los emprendedores El PP se compromete a poner en marcha una tarifa plana de 50 euros anuales para los autónomos. Irá dirigida a los menores de 30 años, los mayores de 52, los parados de larga duración, las mujeres que hayan sido víctimas de violencia de género o quienes emprendan en municipios que cuenten con menos de 5.000 habitantes. Fuera de estos supuestos, la tarifa plana será de 50 euros durante dos años.

Casado volvió a mostrar su apoyo a sectores como el de los toros, la caza o la pesca. «Queremos apostar por los pueblos y por la natalidad», insistió. Además, se ha referido al tren de alta velocidad, con otro compromiso. Recuperar el proyecto para una conexión ferroviaria de 2 horas y 45 minutos entre Madrid y Lisboa, que a diseñó el Ejecutivo de José María Aznar con el Gobierno luso, ha recordado.

Después de Cáceres pasó por Mérida.
Después de Cáceres pasó por Mérida. / Brígido

Ya en clave nacional, criticó la manipulación de TVE por el Gobierno de Pedro Sánchez y mostró su disposición a debatir con el resto de candidatos el 23 de abril en la televisión privada y no en la televisión pública. «Voy a ir al plató de la cadena con la que me comprometí el día 23», resalta. «Sánchez tendrá que elegir, o va a una entrevista con jaboncito en solitario el día 23 a TVE, o va al debate con sus adversarios en A3Media. El resto de los partidos opinan igual», ha resumido. El presidente de los populares ha añadido que no se plegará «a los caprichos» de Sánchez, que «no quiere dar la cara» y que por primera vez en la historia pone «una campaña electoral en Semana Santa» y sin un cara a cara. «Esto no es Venezuela», ha zanjado antes de criticar a los nacionalistas y avanzar que si vuelve al Gobierno el PSOE se desvelarán acuerdos que pondrán en peligro la unidad de España, con Pablo Iglesias como ministro de Interior o con indultos para «los golpistas».

En lo que ha calificado como «un encuentro entre paisanos», el presidente nacional ha dado la palabra a José Antonio Monago. El candidato a presidir la Junta de Extremadura ha hablado de «cuatro años de vía crucis» con el PSOE en el Gobierno y ha aportado datos. El PP invirtió entre 2012 y 2015 220 millones anuales, mientras que con el Ejecutivo de Guillermo Fernández Vara la cifra ha caído a 106. «Sin inversiones reales no hay futuro», ha concluido justo antes de refrendar su deseo de que Extremadura sea «una tierra para quedarse» ya que desde que se firmó el Estatuto de Autonomía no ha dejado de perder población, mientras que en el mismo tiempo el país ha pasado de 37 a 47 millones de habitantes. Posteriormente Pablo Casado pasó por Mérida, y también por Badajoz. De hecho, en la capital pacense estuvo presente en la procesión de la Soledad, patrona de la ciudad.

Casado frente a la ermita de la Soledad momentos antes de salir la procesión.
Casado frente a la ermita de la Soledad momentos antes de salir la procesión. / Pakopí

Comida-mitin por 15 euros y procesión

Vox puede presumir de atraer a más de 2.500 personas a un mitin, como ocurrió el pasado martes en Mérida. Pero tampoco está nada mal reunir a 300 militantes y simpatizantes en una comida en pleno Jueves Santo, pagando cada uno el cubierto a un precio de 15 euros.

En su periplo entre Cáceres y Badajoz, Pablo Casado hizo parada en la capital autonómica. Como no podía ser de otra forma en una ruta de campaña, el partido escogió un restaurante de carretera. Uno especialmente concurrido por los viajeros, a quienes sorprendió encontrarse con el candidato del PP a la Presidencia del Gobierno. Y a eso no hay foto que se resista. Incluso el presidente de la Diputación de Badajoz y alcalde de Villanueva de la Serena, el socialista Miguel Ángel Gallardo, tuvo la puntería de parar en la estación de servicio que habían escogido los populares para su comida-mitin.

Casado llegó tarde, ya que arrastraba retraso desde su salida de Madrid en dirección a Cáceres. Pero estuvo sonriente, se hizo fotos con niños y turistas, y saludó a los asistentes en compañía de los mandatarios regionales y del número uno al Congreso por Badajoz, Víctor Píriz, y la candidata a la Alcaldía de Mérida, Pilar Nogales. Después, a Badajoz.

Acompañado de Monago y Fragoso, el candidato del PP se dejó ver ayer por la tarde donde más gente había, en la plaza de la Soledad. Abarrotada de gente a la espera de que saliera la procesión de la Patrona, Casado repartió saludos, agarrones de manos y sonrisas a los pacenses. Dentro presentó sus respetos a la Virgen de la Soledad y a la Junta d Gobierno de la Hermandad y fuera se fotografió con parte del cortejo de la procesión más numerosa de la ciudad.